Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Comunismo avanzado de fin de semana

En Chipre han bloqueado las cuentas. La gente no puede sacar el dinero. La Zona Euro se argentiniza. Vuelve el corral.

El Vaticano ya ha dicho que el Papa no tiene nada que ver. Francisco I ha despertado tantas expectativas frustradas que todo se le adjudica. Los mercados envían analistas-teólogos a Roma.

Con esta medida Europa se hace por fin comunista. No es comunismo de estado sino de continente, o de zona. No es comunismo propiamente dicho sino una variante, un extra o una app. Ni siquiera eso: se trata de ir probando cosas. Chipre es ideal para hacer experimentos. Comunismo de fin de semana.

Suspensión temporal de la libertad de sacar dinero de la libretica.

Si China triunfa con el comunismo capitalista Europa prueba al revés. Todos quieren copiar a Zara. Copiar sobre cómo copiar. Zara ha copiado tan bien que ha acabado por anticiparse a los originales, de manera que ya sabe diseñar avant la lettre unos días antes que nadie: es una cuestión de velocidad.

Europa, que es Alemania, puesta a innovar, decreta un corralito en Chipre. ¡Más g(u)ay hubiera sido en Mónaco!

El comunismo euro de fin de semana pasa de nacionalizar empresas como hacen los caudillos: bloquea las cuentas. Solo unos días. Como si fueran las rebajas, pero a la inversa.

Es una medida para incentivar el ansia de consumir. Y el crédito usurario.

La zona euro, con esta medida, se convierte en un lugar sin ley. Cuando alguien no respeta los depósitos es que ya ha perdido el oremus y no se puede confiar en él.

Esa es exactamente la actitud que más se cotiza ahora: surprise total. Por eso, en el fondo, a los mercados, les encanta esta deriva, el imprevisto, la improvisación, el caos vintage: el comunismo de finde. Aumentará el turismo.

El método Rajoy de actuar contra su programa "porque es su deber" se ha convertido en la nueva doctrina de Merkelita.

La próxima creación de Rajoy que va a aplicar la Zona Euro es el hit (aún inexplorado) de: "todo es falso salvo alguna cosa".

Esa frase, que podría ser de Popper, ya proporciona el guión cuántico para la próxima década.

Con el comunismo avanzado de fin de semana Europa se consolida como innovadora y se homologa por fin a Corea del Norte. Al menos en seguridad jurídica.

Etiquetas