Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

Duffy, 'mal, mal, mal', decepcionantemente mal la galesa

Saltó al mundo del pop removiendo las brasas del viejo sonido Motown femenino, evocando a la memorable Dusty Springfield, a lo menos insigne Dion Warwick o a la fastuosa Petula Clark…. Un año antes, se había editado 'Back To Black', de Amy Winehouse… Por fin, pensamos más de uno, parecía que las nuevas féminas se olvidaban del gollerío infumable de las spears, aguileras, beyoncés… y el viejo soul blanco volvía a coger fuerza.

Duffy, una joven galesa de 26 años, editaba en 2008  'Rockferry' y deslumbraba con su belleza rubia y sus canciones pop con resabio soul. Su mayor éxito, ya se sabe, 'Mercy', pero en el disco había otras estupendas canciones, baladas esencialmente: 'Warwick Avenue', 'I'm Scared' o la solemne 'Distant Dreamer'. Además, con su pose pizpireta y recatada, se granjeaba simpatías a granel. La llegaron a tildar como la 'Amy Winehouse buena'.

Ahora ha vuelto con un segundo disco, 'Endlessly', y, ¡oh, Dios mío!, qué decepción. Adiós a todas las expectativas y a todo el crédito ganado antaño con 'Rockferry'. Ha caído en el hoyo, precisamente, más peligroso y suicida: el de las figuritas femeninas del R&B americano, haciendo un pop comercial que tumba más de espaldas cuando sabes de donde viene. Es verdad: no tiene el poderío vocal de una Joss Stone, pero ¡qué manera más ñoña de cantar! Le han cambiado la voz para que suene afectada y meliflua, a chicle. ¡Qué arreglos tan manidos y fofos! ¡Y qué canciones más insípidas y facilonas!  'Oh Boy' abre en plan disco-sound obsoleto, pero cuando llega 'Well, Well, Well' es el culmen de la vacuidad pop. ¿A quién se le ha podido ocurrir dejarla tirar para adelante con semejante bodrio? Pues a Albert Hammond… Sí, el gibraltareño aquél que cantaba 'Nunca llueve al sur de California', que abasteció de canciones 'baba' a Julio Iglesias y al que le salió un hijo rockero con su mismo nombre en  The Strokes. Una noche, la mujer de Hammond vio a Duffy en la tele y tanto le dio la vara a Albert, que este hasta rompió una década de retiro de la música para ponerse en contacto con ella y convencerle de qué el debía producirle su segundo disco. ¡Qué gran favor le hubieran hecho a la galesa y a sus fans si el matrimonio se hubiera dedicado a la pesca o a disfrutar del retiro!

Aquí queda la muestra palpable de lo que fue y de lo que es, o sea, 'Mercy', del primer álbum y 'Well, Well, Well', del segundo.

http://www.youtube.com/watch?v=y7ZEVA5dy-Y

http://www.youtube.com/watch?v=R6UwmJRkjBs

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión