Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

El FIZ, con Mogwai y Rufus Wainwright

Empieza a oler a fiestas del Pilar. Y, como viene siendo habitual en los últimos años, en Zaragoza huele a mediocridad y a sonidos y artistas trilladísimos. Menos mal que, para los más exigentes, el FIZ mantiene su buen nivel de actualidad e interés. En esta edición, con dos nombres de categoría:  unos Mogwai que representan el vanguardismo más seductor de la última década y un Rufus Wainwright, que modela novedosamente el pop con arcillas procedentes tanto del rock como del soul o la música eclesial.

Los primeros cuentan con siete álbumes desde aquel 'Young Team', del 97, reeditado el año pasado con un CD de extras, siendo su último álbum de estudio 'The Hawk Is Howling', también publicado el año pasado. Ya se sabe, escoceses arriesgados que, al igual que hicieron Neu!, Can, Faust, Van der Graaft, King Crimson, Sonic Youth o más recientemente Mars Volta, tratan el rock como materia sometible a los experimentos más radicales, con tal de obtener nuevas sonoridades. Post-rock es la odiosa etiqueta que le han adjudicado por esta práctica, que de nueva tiene poco pues ya la inventaron los citados anteriormente. Tanto sus discos como sus conciertos son verdaderos torrentes instrumentales de lava sonora. Sin voz.

Que, contrariamente, es de lo que puede presumir Rufus Wainwright. Una voz de tesitura agudísima y un misticismo eclesial. Al FIZ llegará con un sexto álbum, recién editado, aunque grabado en 2007, en directo, en Milwakee, al poco de iniciar su gira consecuente con su último álbum de estudio hasta ahora, 'Release The Stars', un disco, como escribí en la crítica del Muévete, que echaba mano de las enseñanzas del pasado y de gente como Bacharach o Spector, ahormando sus melodías y su aguda voz entre grandes masas de cuerdas, violines y pianos. Lamentablemente, ni estos arreglos ni los que suenan de metales en el directo de Milwakee podrán oírse en la Multiusos porque el norteamericano viene, al parecer, en solitario, únicamente con la guitarra al hombro. Lo que, conociendo sus dotes vocales y su habilidad para dramatizar sus canciones, no debe ser un handicap menor y hasta quien sabe si un atractivo mayor y nuevo.

En el cartel figuran también Mark Eitzel, toda una 'leyenda' contemporánea desde que rigió los destinos de los adorados American Music Club, Franz Nicolay, que viene a estrenarse en solitario al margen de sus Hold Steady, los nacionales Catpeople, Love Of Lesbian, Russian Red, Sunday Drivers y Los Planetas, así como los locales Bigott y Visión Túnel. Un menú sabroso y moderno para escapar de los melendis, cantosdeloco, orejas y demás morralla de las que nos abastecerá sobradamente nuestro ilustre concejo zaragozano en las próximas fiestas.

Que el bocado del FIZ es apetitoso lo muestra el que los 300 abonos a precio reducido para los dos días han volado de las taquillas, con lo que lo más probablemente es que se agoten las entradas los dos días. Algo que no debe preocupar en exceso, que para saciar el hambre musical están los Calamaro, Oreja de Van Gogh, Melendi, Alex Ubago... y demás jóvenes promesas del rock más moderno y comprometido. ¿Tienes entrada ya para alguien? ¿En qué lado estás?

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión