Despliega el menú
Fiestas del Pilar
Fiestas del Pilar 2019

fiestas del pilar

Primer castin para 'gigantas y cabezudas'

El Ayuntamiento ha organizado esta mañana unas pruebas para los funcionarios inscritos en el proceso de selección de la comparsa. Dos mujeres aspiran por primera vez a entrar en el grupo.

“El día de la oposición no estaba tan nerviosa”. Asun Sancho esperaba este miércoles, casi ansiosa, su turno para coger uno de los cuatro gigantes preparados y dar sus primeros pasos con él. Ella es una de las dos aspirantes a ser la primera mujer de la historia en la comparsa de gigantes y cabezudos de Zaragoza. Como el resto de candidatos a formar parte del grupo, esta mañana ha tenido que pasar una prueba en la sala Multiusos y ha sido evaluada por un jurado que, en los próximos días, resolverá este proceso selectivo.

La comparsa necesita porteadores. La última vez que el Ayuntamiento de Zaragoza buscó aspirantes de forma oficial entre sus funcionarios fue en 1995. Desde entonces, muchos de ellos se han jubilado o lo han dejado. Ya con solo cuatro miembros ‘fijos’, el grupo se sostenía a base de trabajadores municipales llamados por el boca a boca. Con el objetivo de tener una comparsa estable y con todas las ‘bendiciones’, el Consistorio abrió una convocatoria para seleccionar a 35 nuevos miembros.

Esta mañana, al compás de tres dulzaineros, un tambor y un bombo, cuatro gigantes y cuatro cabezudos han servido para que el jurado tomara nota del ritmo, la fuerza y la pericia de varias decenas de trabajadores con las figuras de cartón piedra.

El Ayuntamiento de Zaragoza ha llevado a cabo este miércoles las pruebas para formar parte de la Comparsa de Gigantes y Cabezudos de la capital aragonesa. 55 personas se han presentado a este castin, entre ellas y por primera vez, dos mujeres.

A lo largo de toda su historia, nunca una mujer ha formado parte de la comparsa. Por eso, y ante el interés de alguna funcionaria, las bases del concurso especificaron que a igualdad de puntuación se primará la presencia femenina. No obstante, no será sencillo que entren, ya que, como explica Elena de Marta, directora general de Cultura, “se valora la experiencia”, y estas candidatas no la tienen. No obstante, y ante la perspectiva de que el grupo de elegidos se quede algo corto, ya se plantea “abrir una segunda vuelta” en la que podrían tener más posibilidades.

Para Asun Sancho entrar en la comparsa es “una ilusión desde siempre”. Su marido lleva 24 años bailando a los gigantes y los cabezudos, por lo que en casa se respira pasión por estas tradicionales figuras. Persigue su sueño con tal devoción que incluso ha practicado en casa. Pero… ¿cómo se practica en casa para llevar un gigante… sin tener un gigante? “Me ponía sobre los hombros una escalera alta con varios pesos”, ha contado.

No es fácil llevar un gigante. Por el peso que tienen (entre 30 y 35 kilos) y también por el equilibrio que exige su elevada altura. Mari Carmen Amador, la otra aspirante, ha sufrido esta mañana con la Reina sobre sus hombros. Cuando ha llegado su turno en la prueba, ha habido varios amagos de caída. No obstante, su esfuerzo y perseverancia le ha hecho ganarse el fuerte y sentido aplauso del resto de aspirantes. “Probaré con los cabezudos, a ver qué tal...”, ha explicado esta trabajadora canaria de la Unidad de Protección Animal, quien decía estar “muy ilusionada” por poder participar desde dentro “en esta tradición tan zaragozana”.

Otros candidatos ya partían con más experiencia. Enrique Capdevila, oficial de Colegios, lleva en la comparsa desde 1995, pero se ha tenido que someter a la prueba. Ha señalado que es “bueno” que se haga “un grupo estable” y ve “perfecto” que entren mujeres. “Si los pueden llevar...” ha señalado.

Óscar Rubio, operario de Infraestructuras, solo ha salido “seis o siete veces” con un gigante o un cabezudo. Dice que apuntarse fue “lo primero” que hizo cuando consiguió la plaza de funcionario, por lo que esta mañana se mostraba “nervioso” por la prueba. En unos días, se conocerá quiénes bailarán a los gigantes y encorrerán a los niños con los cabezudos por las calles de Zaragoza en las próximas fiestas del Pilar.

Etiquetas
Comentarios