Zaragoza
Suscríbete

Cinco agresores se han beneficiado ya de la ley del 'solo sí es sí' en Zaragoza

Los ajustes han ido desde los 9 meses del más bajo, a los 3 años y 9 meses del que se benefició el autor de una salvaje violación.

El acusado, durante el juicio celebrado en la Audiencia de Zaragoza.
El acusado, durante el juicio celebrado en la Audiencia de Zaragoza.
M. A. C.

La Audiencia de Zaragoza sigue revisando las sentencias impuestas a agresores sexuales afectadas por la nueva ley del ‘solo sí es sí’. Desde el pasado 7 de octubre, cuando entró en vigor la norma que castiga los delitos de violencia sexual, los tribunales han reducido ya cinco condenas. La última este jueves.

El primer beneficiado por el vigente Código Penal fue Marlon Joel Ponce, de 29 años, en prisión por abusar de una chica de 13 años, hija de su cuñado, hasta en cuatro ocasiones. El tribunal le impuso una pena de diez años y medio el 23 de junio de 2020, un castigo que el 16 de diciembre de 2022 se vio reducido en nueve meses.

El ajuste en este caso fue mínimo si se compara con el beneficio que ha obtenido José Manuel Calvo Ropero, autor de una salvaje violación que casi causa la muerte a una mujer de 35 años, a la que abandonó en un descampado de Valdespartera dándola por muerta. El individuo fue condenado a nueve años y un día por violación y a otros cinco por lesiones graves. La revisión le ha supuesto un sustancioso beneficio en el delito de agresión sexual, que se ha quedado en cinco años y tres meses.

En la misma línea, el pasado 18 de enero, los tribunales comunicaron a Edgar Patricio Ochoa que la sentencia de 18 años y medio que está cumpliendo por abusar de su sobrina desde que la niña tenía 8 años hasta que cumplió los 14 se reducía en un año. El agresor, de 57 años, obligaba a la víctima a mantener relaciones sexuales completas y la amenazaba con distribuir fotos de ella desnuda si decía algo.

El último afortunado, sin contar el de ayer, había sido Romeo Ionut Morcov, un agresor que se encuentra fugado desde que fue juzgado en abril de 2021 por violar a una joven en el Arrabal. A pesar de que ha eludido la acción de la Justicia, como el legislador no ha previsto ninguna disposición para impedir que incluso un huido se beneficie de la ley, el tribunal le ha rebajado de seis a cuatro años la condena impuesta.

La ley ha beneficiado no solo a agresores sexuales en prisión con sentencias firmes, sino también a otros que aún no habían sido juzgados y se enfrentaban a penas fijadas según la norma vigente cuando cometieron los hechos, y que durante el juicio la Fiscalía se vio obligada a rebajar. Este fue el caso de Bruno D. R., juzgado el 24 de enero por violar a su pareja. La Fiscalía pedía inicialmente 11 años de prisión por agresión sexual. Pero en el juicio tuvo que rebajar su petición a tres años.

El primer agresor sexual que se benefició de la reforma en Zaragoza fue Nelson Arnaldo Agüero Valdez. Fue juzgado el 25 de octubre por abusos a una menor de 16 años, corrupción, difusión de pornografía infantil y uso de menores para elaborar pornografía. Pedían 22 años y la Sección Tercera, teniendo en cuenta la nueva ley, tuvo que imponerle 21.

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión