Zaragoza
Suscríbete

zaragoza

Detenido el hombre que dio una paliza a un policía en un autobús de Zaragoza

La Policía lo ha localizado en Alicante, tras seguir la pista por varios lugares de España.

La Policía lo ha localizado tras seguir la pista por varios lugares de España.

La Policía Nacional ha detenido en Alicante al hombre que propinó una brutal paliza a un policía, cuando este le pidió que se colocara bien la mascarilla en un autobús de Zaragoza, el pasado 17 de octubre.

Los investigadores lo tenían identificado y le han seguido la pista por varias localidades hasta apresarlo en Alicante este lunes. Sabían que es un inmigrante que está en España de manera irregular al que no le constaban antecedentes penales. 

Según informan fuentes policiales en un comunicado, la Policía Nacional ha detenido al joven, de 29 años, a las 14.40  de este lunes en la calle Guardiola de la ciudad de Alicante. En el arresto han participado agentes de la Brigada de Policía Judicial de Zaragoza, la Brigada de Policía Judicial de Alicante y Sistemas Especiales de Madrid.

Los investigadores, desde el momento de la agresión, han seguido la pista de este individuo, que tenía la intención clara de abandonar el país, localizándole finalmente en un domicilio de la ciudad alicantina, donde se encuentra detenido a la espera de su paso a disposición judicial.

La agresión se produjo sobre las 4.00 del 17 de octubre. El inspector de Policía estaba fuera de servicio y coincidió en un autobús urbano con un joven que no llevaba la mascarilla y al que los pasajeros le pidieron que se la pusiese. El joven empezó a alterarse y el agente, tras identificarse como funcionario de Policía, le recordó que tenía que cumplir las normas y debía colocársela.

Un joven de origen magrebí agrede a un policía en el tranvía de Zaragoza, cuando este le pide que se ponga la mascarilla.

A partir de ese momento, el individuo inició un enfrentamiento verbal con el inspector, al que retó a bajarse en la siguiente parada para pegarse con él en la calle. Sin perder la calma en ningún momento, el inspector aguantó los insultos e improperios del pasajero, hasta que al abrirse la puerta y detenerse el bus, de manera sorpresiva le metió dos patadas en el pecho, lo tiró al suelo y le pegó puñetazos hasta que otros viajeros intervinieron y huyó. El inspector sufrió fuertes contusiones y un derrame ocular y está de baja. 

Los agentes han hecho todo tipo de gestiones en su entorno para localizarlo. De entrada, un juez emitió una orden de detención del agresor ante el riesgo de que pudiera huir. Todas las patrullas han llevado fotos con su imagen.

La Policía también solicitó la colaboración ciudadana para localizarlo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión