Zaragoza
Suscríbete por 1€

Villafranca de Ebro no recuperará el agua de boca hasta la semana que viene

Una vecina de 91 años permanece ingresada en el Hospital Provincial de Zaragoza. La empresa que gestiona la depuradora se hará cargo de los daños y perjuicios generados por la contaminación de la red de suministro.

Con brote de gastroenteritis y sin agua en Villafranca de Ebro
Dos técnicas de sendas empresas especializada recogen muestras del agua en la fuente de Villafranca el pasado miércoles. 
Guillermo Mestre

Los alrededor de 840 vecinos de Villafranca de Ebro no recuperarán el agua en sus hogares hasta la semana que viene, una vez que los resultados de todas las analíticas que se están llevando a cabo estos días sean correctos. Este es el plazo que maneja la alcaldesa, Volga Ramírez, que insiste en que el suministro no se restablecerá hasta "contar con todas las garantías".

El Instituto Aragonés del Agua (IAA) ya anunció que reclamará a la empresa que gestiona la depuradora de la localidad daños y perjuicios para que asuma todos los gastos derivados de la contaminación de la red de abastecimiento. El Ayuntamiento se va a sumar a esta demanda. "Nosotros vamos a tramitar las reclamaciones que nos están llegando, como la de algún autónomo que ha tenido que dejar de trabajar varios días por encontrarse mal, gente que está teniendo que adquirir agua embotellada para hacer su trabajo y otros problemas, como el vaciado de un aljibe que se llenó con agua contaminada dos días antes de que se detectara el problema", explicó Ramírez.

El avance de los análisis llevados a cabo por el IAA el miércoles muestra que están "dentro de los parámetros normales", confirmaron desde la DGA. No obstante, al haberse hecho un análisis con más variables que los días anteriores, por recomendación de Salud Pública, todavía no se tienen los resultados definitivos. Además, las pruebas está previsto que vuelven a repetirse a lo largo de este viernes.

La empresa concesionaria de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR), que este jueves se ha reunido con la directora del Instituto Aragonés del Agua, Dolores Fornals ha mostrado su disculpas por lo sucedido, asumen "toda su responsabilidad" y "se harán cargo de todos los daños y perjuicios generados", señalaron fuentes del Departamento de Medio Ambiente.

Por otra parte, una vecina de 91 años permanece desde este jueves ingresada en el Hospital Provincial de Zaragoza después de que su familia acudiera a urgencias del Hospital Royo Villanova porque presentaba un cuadro de fiebre, vómitos y diarrea que se iba empeorando. "Cuando nos enteramos de que no se podía beber el agua del grifo fue ya a principios de semana, por lo que creemos que tiene que ver con su mal estado. Todos nos hemos tenido problemas estos días, pero a su edad ha sido peor", comentaron sus familiares. A últimas horas de este jueves le estaban haciendo pruebas y se encontraba estabilizada.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión