Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

ayuntamiento de zaragoza

La ejecución de obras en Zaragoza solo llega al 21% pese a que se presupuestó la mayor inversión de la década

El Ayuntamiento ya descarta iniciar en 2021 algunos de proyectos como la escuela infantil de Parque Venecia, la avenida de Cataluña y Giesa.

La reforma de la avenida de Cataluña, otro año en el dique seco
La reforma de la avenida de Cataluña, otro año en el dique seco
Francisco Jiménez

El gobierno PP-Cs del Ayuntamiento de Zaragoza anunció en el momento de la aprobación del presupuesto que este año sería el de mayor inversión de la última década. Los números así lo apuntaban. Con una cuantía global de 72,8 millones de euros, los recursos destinados a nuevas obras se incrementaban un 47% respecto a 2020. Parecía que este ejercicio verían la luz algunas reivindicaciones históricas, como la reforma de la avenida de Cataluña o la rehabilitación de la vieja factoría de Giesa, así como nuevos proyectos, como la escuela infantil de Parque Venecia. Pero a la vista de la evolución del ejercicio, tendrán que esperar al menos hasta el año que viene.

Aunque están en marcha proyectos como la prolongación de Tenor Fleta o la plaza de Salamero, las cifras de ejecución del presupuesto confirman que la inversión municipal está lejos de coger ritmo. Según datos del servicio de Contabilidad, cuando concluyó el mes de julio solo se había gastado el 21%, porcentaje que cae hasta el 18% si se atienden solo las inversiones que ejecuta directamente el Ayuntamiento. En euros, 16,6 millones.

Es un poco más que en 2020, cuando la pandemia paralizó la actividad durante varios meses (en julio del año pasado se habían ejecutado 14,5 millones). Pero en cualquier caso es una cifra menor a la del año 2019 (17,9 millones), un ejercicio que se cerró con el tercer peor dato de inversión desde 2008 (solo se destinaron a obras 40 millones de euros).

La ejecución de la inversión ha estado condicionada este año por varios aspectos. En primer lugar, la tardanza de la aprobación del presupuesto, que se ratificó de forma definitiva en marzo. Por otro lado, gran parte de las inversiones estaban vinculadas al préstamo de 19 millones de euros que incorporaban las cuentas de este año. Hasta el mes de julio, el Ayuntamiento no logró la autorización de la DGA para captar ese crédito, circunstancia que demoró la gestión de las obras, muchas de las cuales no tienen proyecto redactado ni trámites de licitación iniciados. Además, el Consistorio se ha visto obligado a cubrir el déficit de 2020, que alcanzó los 10,3 millones de los que quedan 8,7 todavía por enjugar. A todo esto, el PSOE suma que el presupuesto «era un montaje de cartón piedra» y un «mero ejercicio de propaganda».

Algunos de los proyectos de inversión más destacados del presupuesto se dan por descartados.Es el caso de la reforma de un tramo de la avenida de Cataluña, que contaba con 550.000 euros para iniciar las obras (la infraestructura cuesta en total 4,3 millones). PP-Cs ya incluyó este proyecto en su lista de obras que no se podían ejecutar en el paquete de recortes que quería aplicar para cubrir el agujero de 8,7 millones. Todavía existe la partida, pero no se gastará ni un euro antes de que acabe el año.

Pero no es la única obra que quedará para más adelante. Es el caso de la escuela infantil de Parque Venecia, que es uno de los proyectos más deseados por el barrio. La obra contaba con 1,7 millones de euros para este año, pero se queda con solo 5.000 euros. Pasa al año próximo con 3,6 millones de euros. Urbanismo explicó que la modificación no supondrá un retraso por el sistema constructivo escogido, que permitirá levantar el equipamiento en nueve meses.

Otra de las obras de equipamientos destacadas para este año es la rehabilitación de Giesa, en el barrio de Las Fuentes, que tenía 1,5 millones de euros y que ya se ha quedado con la mitad tras una modificación del presupuesto. Fuentes del gobierno explicaron que el motivo del ajuste es que todavía no está listo el plan director que debe guiar la rehabilitación del edificio, pero que el proyecto no peligra.

Hay otras inversiones que el Ayuntamiento mantiene, pero que a estas alturas del ejercicio aún no han iniciado su ejecución. Del programa de ahorro de energía, dotado con 1,6 millones, solo se han utilizado 5.000 euros. El centro de visitantes de la plaza del Pilar (500.000 euros) todavía sigue a la espera, al igual que las obras de mejora del entorno del Canal Imperial, que contaban con un millón de euros para este año.

Las obras de regeneración de barrios, que contaban con 1,6 millones de euros, siguen a cero. Le pasa lo mimo al entorno de la plaza de Salamero, Zamoray y Pignatelli (2 millones), aunque en este segundo caso los proyectos están encargados. Los dos millones de euros para el entorno del corredor verde están sin tocar. En Infraestructuras, la partida para obras de renovación de tuberías tiene 138.000 euros gastados de los 2,9 millones previstos y de la operación asfalto ha sobrado casi un millón de los dos presupuestados por las bajas en las ofertas durante el proceso de adjudicación.

Royo: «El presupuesto es irreal»

A la espera de la evolución de la inversión hasta diciembre, cuando habrá que ver si PP-Cs llega a los 72,8 millones de euros prometidos, el edil socialista Horacio Royo subrayó que las cuentas de 2021 son «irreales». «Se vendió el presupuesto como el más inversor de la década pero vamos peor que en 2019, que por ser año electoral tuvo una inversión muy baja», dijo. Aseguró que uno de los errores del gobierno fue retrasar la aprobación del presupuesto a marzo,«a sabiendas de que había obras que no se iban a ejecutar». Auguró más modificaciones del presupuesto ante la gran cantidad de partidas que no se van a poder gastar.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión