Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Seis denuncias acumulan unos 700.000 euros en estafas por un falso negocio en China 

Tres juzgados instruyen los casos de afectados contra el acusado, que ya estuvo preso por asuntos similares.

Fachada de la Audiencia Provincial de Zaragoza.
Fachada de la Audiencia Provincial de Zaragoza.
Javier Pardos / HERALDO

Tres juzgados de Zaragoza instruyen seis denuncias presentadas por perjudicados contra el zaragozano Jean Paul Bastiaans Minguillón, conocido por ser hijo del cónsul de Eslovaquia en la capital aragonesa, quien presuntamente usaba el gancho de un falso negocio en China, con el que logró captar dinero de sus supuestos socios. La cantidad estafada entre los seis perjudicados asciende a 700.000 euros, según confirmaron fuentes jurídicas a este diario.

El método utilizado por el denunciado con los perjudicados es muy similar en todos los casos que han llegado ahora a los tres juzgados como a los que ya se juzgaron en el año 2018. Las sentencias confirmadas por la Audiencia de Zaragoza llevó a la prisión de Zuera a Jean Paul Bastiaans para cumplir parte de las tres condenas que ya recibió, hasta que quedó en libertad provisional.

El denunciado suele explicar a los afectados que tiene un negocio en China para traer material (desde maletas hasta camisetas, entre otros productos) con el supuesto destino para grandes empresas como El Corte Inglés, Lidl, Carrefour, Banco de Santander y otras grandes firmas.

Se presenta como un intermediario dedicado a la publicidad o ‘merchandising’ con estas grandes sociedades en una oficina que tiene cerca de la Clínica Quirón y del parque José Antonio Labordeta. Esas supuestas grandes empresas le hacían pedidos para sus agencia de viajes, supermercados y diversos clientes.

Pero para traer ese material desde la lejana China hasta Zaragoza, agrega que necesita un préstamo para sufragar el coste del transporte, incluido el contenedor donde va la mercancía, junto con las tasas que le cobran en los puertos chinos. A cambio, suele ofrecer que devolverá el dinero que le presten junto a un beneficio de entre el 5% y el 7% a quien se lo deje.

Unos diez perjudicados

Asimismo, suele incidir en que esas operaciones están pendientes de prepago para su envío a Zaragoza y que por problemas de aduanas y el pago de los gastos no podía finalizarlas porque su banco tenía bloqueada su línea de crédito por la falta de unos documentos. Esta explicación, en busca de liquidez para recibir el préstamo, ha convencido a unas diez personas que se han visto perjudicadas desde que se denunció.

Las titular del Juzgado de Instrucción 8 de Zaragoza, Nicolasa García, solicitó conocer si había algunas denuncias similares a las que ella llevaba con el investigado Juan Paul Bastiaans, sobre quien recabó sus antecedentes penales. Al conocerse que existían otras causas abiertas previamente en los juzgados de instrucción número 1 y 5 de Zaragoza por el mismo motivo, aunque con diferentes perjudicados, fuentes jurídicas señalaron que lo normal es que se unifiquen en los próximos días.

Lo singular es que entre los seis perjudicados en esta segunda oleada hay algunos (dos hermanos y un cuñado) que conocían los hechos similares anteriores porque los llamaron a prestar declaración en ese primer proceso. Allí, señalaron que Jean Paul Bastiaans les prometió que les devolvería todo el dinero entregado. Incluso les mostró unos documentos de compra de unas maletas y le siguieron entregando dinero después. Creen que así sería más fácil que Juan Paul realizara sus negocios y devolvería el dinero. Pero temían que si lo denunciaban se declarara insolvente.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión