Zaragoza
Suscríbete

Las protestas en defensa de los trenes regionales vuelven a las estaciones aragonesas

Vecinos afectados por la supresión de servicios en las líneas Zaragoza-Lérida y Teruel-Valencia se han manifestado este domingo en localidades turolenses, oscenses y del valle del Jalón. 

Las protestas del movimiento 'Aragón no pierdas tu tren' han vuelto a llenar este domingo de reivindicaciones un buen puñado de estaciones y apeaderos de la Comunidad. Así, las movilizaciones se han llevado a cabo en poblaciones turolenses como las de Puebla de Híjar, Mora, Damper y Calamocha; también en localidades oscenses como las de Grañén, Tardienta, Sariñena y Monzón y a lo largo de la línea férrea que recorre el zaragozano valle del Jalón. Reivindican el derecho a un transporte ferroviario digno y vertebrador y denuncian el principio de acuerdo al que llegaron el presidente de Aragón, Javier Lambán, y el ministro saliente de Transportes, José Luis Ábalos, para sustituir parte de los servicios por taxis o autobuses a demanda.

En el valle del Jalón han sido decenas de personas las que ha enarbolado pancartas y carteles en los andenes de localidades de la provincia de Zaragoza y Soria como Rueda de Jalón, Salillas, Ricla, Morata de Jalón, Purroy, Morés, Sabiñán, Paracuellos de la Ribera, Embid de la Ribera, Ateca, Alhama de Aragón, Bubierca, Cetina, Santa María de Huerta, Medinaceli y Arcos de Jalón, donde acudían de otros pueblos cercanos.

"Hemos pedido una parada de grupo para 12 personas. Para lo que tuvimos que llamar a un teléfono de Renfe, solicitarla para tal día y tantas personas, lo tramitan, lo aprueban, te mandan un papel y tienes que ir a recoger los billetes a la ventanilla de Zaragoza", explica Luisa Marín, vecina de Purroy y miembro de la asociación Purroy Unido. "Es una acción simbólica para hacer ver que igual que se puede hacer esto, se podría hacer una parada facultativa", insiste.

Al grito de "El tren que no para no sirve para nada" y con letreros que insisten en "Devolver las paradas ya" o "Que paren los trenes", una quincena de vecinos de esta pedanía de Morés, insistían en reclamar que se restablezcan las expediciones y paradas que había antes de la declaración del estado de alarma en marzo del año pasado y que todos los trenes que pasen se detengan".

"No es normal que una persona de 80 años que vive en Zaragoza pero tiene aquí su casa y su huerto, se tenga que ir a Morés a las 18.00 andando con el calor que hace para coger allí el tren para irse a Zaragoza y tener que volver a pasar por aquí", ilustra Jesús López. Para Fernando Cabello, alcalde de la pedanía, es "incomprensible": "Quieren ayudar a la España olvidada pero no veo cómo, porque me gustaría que me explicasen qué gasto supone una parada de estas, contando con que el maquinista va, el tren va, la infraestructura está, no tienen que desviarse…".

Pocos minutos después de que los manifestantes de Purroy se suban al tren llegan a Morés, donde son recibidos con aplausos y vítores de quienes esperan al pie de las vías. "Pedimos que vuelvan a poner los trenes de antes de la pandemia, que facilitaban que la gente pudiese ir en la misma mañana a Zaragoza o Calatayud o que no tuviera que perder un día entero", insiste Esther Serrano, alcaldesa de la localidad. A la misma petición se suma Conchita Hernando que, tras 40 años de usuaria, reconoce que "cada vez lo ponen más difícil para intentar que lo use menos gente".

En su caso, señalaba que de estos servicios no solo se benefician los propios vecinos donde se sitúan las estaciones y apeaderos. Así, en el caso de la protesta de Morata de Jalón, coincidían vecinos Chodes, Nigüella, Mesones o Tierga. En Morés, simpatizantes incluso de Bijuesca y también de localidades cercanas como Illueca se concentraban en los andenes.

"Es algo que usan mucho los estudiantes, por ejemplo, pero también lo necesitamos como alternativa para la gente mayor que no tiene coche o no les coincide el horario de los autobuses o incluso a gente que puede ir a trabajar", reivindica María José Alonso, vecina y concejal de Illueca.

"Los autobuses nunca podrán prestar el mismo servicio"

 Es la cuarta ocasión en la que se convoca esta protesta colectiva para reclamar la recuperación de los trenes que funcionaban antes de los recortes establecidos por la pandemia. Además, ahora se rechaza "el trenecidio y la privatización de las líneas sustituyéndolos por autobuses y taxis".

En la provincia de Huesca se han realizado protestas en las estaciones de Grañén, Tardienta, Sariñena y Monzón. El portavoz de 'Aragón no pierdas tu tren' en Los Monegros, Raúl Rivarés, ha insistido en que el acuerdo alcanzado para sustituir los trenes que se pierdan con autobuses es "absurdo" porque "nunca podrán prestar el mismo servicio". Asimismo, señala que eliminar un solo tren en una línea es "una estrategia para terminar suprimiendo el servicio completo". Como ejemplo pone la conexión Grañén – Zaragoza de los sábados. Al suprimirlo, se podrá ir hasta la capital aragonesa pero no volver y eso es algo que "inevitablemente, vaciará los vagones". Igualmente, ha manifestado que este acuerdo es diametralmente opuesto a los discursos de mantenimiento de la población en el medio rural y sostenibilidad "que predican" ambos gobiernos. En la localidad montisonense llevan ya 55 semanas enarbolando esta protesta.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión