Zaragoza
Suscríbete por 1€

sucesos en zaragoza

La Audiencia absuelve al joven acusado de cortar el pene a su compañero de piso en Zaragoza

La Fiscalía pedía cuatro años y medio de prisión para el acusado, pero el tribunal considera que no hay pruebas para atribuirle la mutilación. Tampoco investigará al lesionado por falso testimonio como solicitó a la conclusión del juicio el ministerio público.

El acusado, Aarón Jonás B., durante la primera sesión del juicio que se celebra en la Audiencia de Zaragoza.
El acusado, Aarón Jonás B., durante la primera sesión del juicio que se celebra en la Audiencia de Zaragoza.
Guillermo Mestre

La Audiencia Provincial no ha encontrado pruebas que permitan condenar a Aarón Beltrán Molina como autor de la amputación del pene a su compañero de piso Andrew C. S., hechos ocurridos el 8 de marzo de 2019 en Zaragoza y por los que el acusado se enfrentaba a cuatro años y medio de prisión. Durante el juicio, el presunto autor de la mutilación insistió en que él se limitó a guardar el miembro del profesor de inglés en una bolsa de basura después de que este se presentara en su habitación y lo arrojara al suelo diciendo: “Lo he hecho, lo he hecho”. El investigado se lo entregó después a un agente de la Policía Local, lo que permitió operar al lesionado de urgencia y reimplantarle con éxito el pene.

El tribunal recuerda en su sentencia que cuando salió sangrando a la calle y se topó con una patrulla del 092 en plena Gran Vía le contó que él mismo se había lesionado de forma voluntaria, lo que volvió a repetir durante su declaración cuando se celebró el juicio. Y aunque la Policía Nacional sospechó que Aarón Beltrán Molina se ofreció a ejecutar la amputación e incluso a grabarla en vídeo para luego subirla a internet para ganar algún dinero, lo cierto es que, como recuerda el fallo, el Grupo de Delitos Tecnológicos nunca encontró imágenes: ni en el teléfono móvil del encausado ni en el del propio lesionado.

Los magistrados de la Sección Primera explican además que, dada la enfermedad que tiene diagnosticada Andrew C. S., su versión de los hechos podría ser real. “Padece una patología psiquiátrica crónica que implica la realización de conductas anómalas, que le pueden llevar a hacer acciones como la de cortarse el pene”, indican en el apartado de hechos probados. En cualquier caso, añaden, “hay una duda razonable que justifican la aplicación del principio in dubio pro reo”. Y de ahí que opten por su absolución, como solicitaba la abogada encargada de la defensa, Claudia Melguizo.

“Padece una patología psiquiátrica crónica que implica la realización de conductas anómalas, que le pueden llevar a hacer acciones como la de cortarse el pene”

La Fiscalía se apoyó en los informes del Grupo de Homicidios y en las declaraciones de otros tres compañeros de piso del profesor de inglés para mantener los cargos contra el investigado. Sin embargo, como siempre mantuvo la defensa, la Audiencia de Zaragoza indica que ninguno de ellos presenció lo sucedido.

El joven que sufrió la amputación (de la que tardó en curar tres meses y que lo mantuvo 21 días hospitalizado) cambió varias veces de versión durante las pesquisas, lo que llevó a la Fiscalía a pedir al tribunal que se le investigara como presunto autor de un delito de falso testimonio. A través de su sentencia, los magistrado concluyen ahora que no lo consideran pertinente.

La sentencia todavía no es firme y la acusación pública podría recurrirla ante el Tribunal Superior de Justicia de Aragón.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión