Despliega el menú
Zaragoza
#YoComproEnAragón

Tabuenca planta cara a la despoblación y esquiva el peligro de quedarse sin tienda

Una vecina de 34 años toma el testigo del negocio tras bajar la persiana el último establecimiento en diciembre.

Iratxe Lahuerta, Víctor Chueca, Concha Román y Ángel Luis Lasheras, en la tienda que abrió el sábado.
Iratxe Lahuerta, Víctor Chueca, Concha Román y Ángel Luis Lasheras, en la tienda que abrió el sábado.
E. C.

El cierre de una tienda siempre es una mala noticia y más si es la única que hay en el pueblo, pero las cosas se ven de otra forma cuando una persiana se baja (por jubilación) y otro negocio se abre. Es un viso de esperanza en la lucha contra la despoblación, que batallan también desde pueblos como Tabuenca (Zaragoza), con poco más de 300 vecinos empadronados.

Concha Román y Ángel Luis Lasheras decidieron cerrar su negocio el pasado mes de diciembre después de casi cuatro décadas al frente de la que en los últimos años ha sido la única tienda de alimentación de la localidad, además de la panadería. El relevo lo tomó Iratxe Lahuerta, que en apenas un mes ha montado el nuevo establecimiento, ubicado en el centro neurálgico (aunque no real) del pueblo: la Puerta de la Villa.

Iratxe tiene 34 años y el amor la llevó a dejar el barrio del Actur en Zaragoza y trasladarse a vivir a Tabuenca, "pueblo que cuando lo oí por primera vez no sabía ni dónde estaba", según ella misma confiesa. Junto a su pareja, Víctor Chueca, natural de la localidad, decidieron asentarse en este municipio de la comarca del Campo de Borja y formar su familia, que creció con la llegada de Noa, hace 14 meses.

"Trabajaba en una fábrica deLa Muelay cuando me enteré de que iban a jubilarse los de la tienda, decidí quedarme yo el negocio", explica muy ilusionada con el nuevo proyecto.

El pasado sábado, justo el día que amaneció con una nevada histórica en las calles, ella levantó la persiana por primera vez. "Tengo un poco de todo: fruta y verdura, pescado fresco los martes y los viernes, pan... –cuenta–. La verdad es que ha tenido muy buena acogida". El establecimiento estará abierto de lunes a sábado de 9.00 a 14,00 y también dos tardes por semana.

Un servicio más para el pueblo

"Estamos muy contentos de que hayan abierto una tienda porque para el pueblo es un servicio básico y se le ve con muchas ganas. Además, cuando un establecimiento cierra es muy difícil que se vuelva a abrir", explica el alcalde de Tabuenca, Miguel Ángel Vela.

En la localidad, el 50% de la población tiene más de 65 años y, por eso, desde el Consistorio tratan de luchar contra la despoblación y el envejecimiento con la mejora de las telecomunicaciones gracias a los 100 megas de fibra óptica que ya llegan al pueblo. "Es un aliciente más para quienes quieran quedarse o piensen en teletrabajar desde aquí", añade el alcalde.

En nombre de todos los vecinos del pueblo, desde el Consistorio quisieron reconocer también los 39 años de servicio que tanto Concha Román como Ángel Luis Lasheras habían dedicado con su tienda. "Y más después de su esfuerzo durante la pandemia, que hicieron que no nos faltara de nada aun cuando estaba prohibida por ley la venta ambulante. Estuvieron ahí al pie del cañón en todo momento", detalla el regidor.

Un reconocimiento que hizo mucha ilusión al matrimonio recién jubilado. "A la gente le ha dado mucha pena que cerráramos, pero al menos nos hemos quedado tranquilos porque el pueblo se ha quedado cubierto con la nueva tienda", cuenta Concha. "Me ha hecho mucho duelo porque yo disfrutaba mucho comprando y vendiendo, pero tenía claro que si me podía jubilar a los 63 años, lo haría y así ha sido. Ya he madrugado bastantes días para ir a comprar pescado...", concluye Ángel Luis.

Etiquetas
Comentarios