Despliega el menú
Zaragoza

Operación Calzillos: calcetines y calzoncillos para personas sin hogar

En tan solo dos semanas, la ONG zaragozana Bienestar Emocional ha recogido más de 200 prendas que se entregarán hoy, 25 de diciembre, a los usuarios de la Fundación San Blas.

Estela Millán, coordinadora de Bienestar Emocional
Estela Millán, coordinadora de Bienestar Emocional
C. I.

Este año está siendo muy difícil para todos, especialmente para los colectivos más vulnerables como es el de las personas sin hogar. Como cada año, la ONG zaragozana Bienestar Emocional ha puesto en marcha su tradicional campaña navideña de recogida de productos de primera necesidad, aunque, en esta ocasión, la temática es algo distinta a la de años anteriores. “Durante un par de semanas hemos recogido calcetines y calzoncillos para gente sin techo”, explica Estela Millán, coordinadora de la entidad.

Como explica Millán, la idea surge del estrecho contacto que esta organización, muy vinculada desde sus inicios a algunos de los colectivos más vulnerables de la sociedad, mantiene con realidades como las que viven personas mayores en situación de soledad, la población penitenciaria o, en este caso, las personas sin hogar.

“Estamos habituados a donar ropa que ya no utilizamos y prendas que ya no nos ponemos. Sin embargo, en el caso de la ropa interior esto no pasa. Tienen que ser prendas nuevas y, como normal general, es algo que casi nunca se dona. Por eso pensamos que sería una iniciativa interesante y útil”, afirma la zaragozana.

Y dicho y hecho, tras dos semanas de actividad, este mismo martes la oenegé hacía entrega de 140 pares de calcetines y casi un centenar de calzoncillos a la Fundación San Blas para personas sin Hogar en Aragón, ubicada en la capital aragonesa. Gracias a ellos, hoy, a lo largo del día, los usuarios del centro recibirán su regalo solidario el día de Navidad de uno de los años más atípicos que podríamos recordar.

Además, se trata de una donación que llega desde distintos puntos de España ya que han recibido prendas de lugares como -además de varios puntos de Aragón-, Madrid, Asturias, Logroño o Ceuta. “Estamos muy contentos con el resultado obtenido tras este primer llamamiento por lo que vamos a realizar una segunda edición para la noche de Reyes”, añade.

Así, hasta el próximo 5 de enero, quien quiera aportar su granito de arena puede dejar sus donaciones en la Ixeia Cafetería & Bocatería -en el 27 de Pablo Ruiz Picasso-, en el centro comercial El Caracol o en la sede de la Asociación Estelar -Valle de Oza, 8-.

A veces, en la vida, podemos acabar perdidos. Y esto es algo que puede ocurrirle a cualquiera, por eso es tan importante que, cuando eso ocurre, haya alguien dispuesto a tomarnos de la mano y ayudarnos a salir adelante. Esta es la filosofía que siguen desde la Fundación San Blas donde estas semanas han preparado una bolsa de Navidad para sus usuarios gracias a la donación de entidades como Bienestar Emocional y muchas más. “Hemos preparado un paquete para cada uno con un par de calcetines, un calzoncillo, unas gafas y una tableta de turrón, además de hacer entrega de un saco de dormir a todo aquel que lo necesitaba”, explica Antón Borraz, presidente del Centro de Día y Consigna de la capital aragonesa.

La preparación de estas bolsas y su posterior reparto ha sido llevada a cabo por un grupo de 17 voluntarios de la parroquia de Belén. Además, por primera vez en muchos años, la fundación no hará reparto de comida ni en Nochebuena ni en Nochevieja. “Desde El Refugio han invitado a todos nuestros usuarios a disfrutar de un menú especial”, afirma.

Algunos de los paquetes de regalo
Algunos de los paquetes de regalo
C. I.

Realidades distintas, emociones similares

“En la mayoría de los casos son personas que no tienen a nadie más, sin darse cuenta se han quedado colgados de la vida y no saben como volver”, advierte Borraz, que reconoce que una de sus funciones más satisfactorias es la de ayudarles a recuperar su vida: “Durante estos días tan entrañables algunos vuelven, ya con sus trabajos y su vida, y nos traen una caja de bombones o una torta, y son detalles que te dan la vida. En momentos así te das cuenta de que todo esto merece la pena”.

Además de la donación de ropa interior, la ONG también ha puesto en marcha distintas recogidas temáticas para tratar de hace más cálida esta Navidad para aquellas personas que lo tienen más complicado. Entre otras, han reunido postales navideñas, poesías y vídeos con buenos deseos para personas mayores de las residencias de Ozanam así como a internos de la cárcel de Zuera.

“Es curioso, pero, aunque pueda parecer que se trata de colectivos que viven realidades muy distintas, con el tiempo te das cuenta que, en el fondo, comparten sensaciones y emociones similares como son la soledad o la tristeza”, admite Millán.

Etiquetas
Comentarios