Despliega el menú
Zaragoza

La Expo tendrá listos para comercializar sus dos últimos edificios en primavera

Tres empresas asumirán su acondicionamiento por un importe de 2,6 millones.

Fachada compartida por los doce edificios en los que se convirtieron los pabellones de la Expo
Fachada compartida por los doce edificios en los que se convirtieron los pabellones de la Expo
Toni Galán

Expo Zaragoza Empresarial dispondrá en cinco meses de los dos últimos edificios pendientes de acondicionar del bloque de pabellones dedicado a oficinas y juzgados, en cuyas obras invertirá ahora 2,6 millones de euros. Los trabajos salieron a concurso el pasado verano y en los próximos días adjudicará los contratos a la constructora aragonesa Papsa, que asumirá la obra civil de ambos inmuebles, y a Eiffage y la unión de empresas formada por Mindual, Orbe Telecomunicaciones e Incliza, que se harán cargo de las instalaciones de uno y otro bloque.

La sociedad pública decidió acometer estos trabajos para disponer de una reserva suficiente para atender la demanda del mercado, que sigue activa pese a la variada oferta existente en la ciudad y a la crisis económica generada por el coronavirus. De hecho, la ocupación es de 116.093 m², lo que sitúa el porcentaje de espacios comercializados en un 87,18%, incluido el edificio Expo y la Ciudad de la Justicia, según detallaron fuentes oficiales.

Los denominados edificios 1A y 1B suman una superficie de 6.300 metros cuadrados y están situados en el extremo noreste del bloque Expo Dinamiza, junto a la Tesorería de la Seguridad Social y frente a la antiguas oficinas de la Expo, cuyos bajos están ahora ocupados por el Inaem.

Según establece el pliego de condiciones, la obra deberá estar lista en 20 semanas y cuenta con un cronograma orientativo con hitos intermedios. Los trabajos se desarrollarán únicamente en el interior, dado que los dos edificios comparten la misma fachada y cerramiento del resto de diez edificios en los que se convirtieron el gran bloque de pabellones internacionales de la Expo 2008.

Según especifica la memoria justificativa, Papsa hará frente a demoliciones y desmontajes, labores de albañilería, revestimientos y acabados, solados y falsos techos y la carpintería exterior e interior. La superficie actual es la de obra, por lo que solo se cuenta con los suelos y los cerramientos. Las empresas de instalaciones se encargarán de la climatización y ventilación, la electricidad y alumbrado y las redes de comunicaciones y contra incendios.

El acondicionamiento no afectará íntegramente a las cuatro plantas de ambos edificios, dado que en uno de ellos ya está ocupado a la mitad por la empresa aragonesa Grupo Jorge y los bajos del otro se habilitó hace unos años para la comisaría de la Unidad Adscrita de la Policía Nacional. Su ubicación coincide con el que fue el pabellón de Marruecos.

Esta superficie de 6.300 metros cuadrados permitirá cubrir la demanda hasta que se acometa la gran operación pendiente, la reconversión ya diseñada para dos de los cuatro grandes pabellones del frente fluvial. En este caso, ni siquiera se llegó a construir una nueva ‘piel’ acristalada. Los otros dos (los que se destinaron a los países de América latina y del Caribe) están reservados para una hipotética ampliación de la Justicia y sede del anunciado centro de FP para formación en disciplinas digitales, bautizado como Campus Tech.

Más de 60 empresas y 4.100 trabajadores en Ranillas

El diseño de la Expo 2008 ya tuvo en cuenta su posterior transformación en un parque empresarial, que potenció el Gobierno de Aragón con la apertura de la Ciudad de la Justicia. En la actualidad, hay 61 empresas instaladas, de las cuales 45 son privadas y 16 públicas, y acuden a diario a trabajar al antiguo recinto de Ranillas 4.100 personas.

La superficie comercializada en los últimos cuatro años ha superado los 21.000 metros cuadrados pese a la crisis económica y a la extensa oferta en la ciudad. La última en llegar fue Grupo Cesur hace solo unos meses, sumándose a empresas como Fujikura, Barrabés, Ideconsa, Ciberexperis, Océano Atlántico, QdQ, Cognit, HIV SL, Bankinter, Agenor Mantenimientos, Herogra, Fundación Circe, Tecnalia, LRA Infraestructuras, Grupo Titanes y Efelec, entre otras.

Conforme se han asentado oficinas y con ellos cientos de trabajadores, los servicios del parque empresarial se han ido incrementando con la apertura de nuevos restaurantes. En estos momentos se cuenta con media docena.

Etiquetas
Comentarios