Despliega el menú
Zaragoza

zaragoza

Piden amparo al Justicia por el estado de un inmueble en el Barrio Jesús

El Ayuntamiento de Zaragoza asegura que el edificio, ubicado en la calle Estación, no amenaza ruina ni colapso y el Justicia recomienda a los propietarios que se pongan de acuerdo para alcanzar una solución.

Edificio en la calle de Estación.
Edificio en la calle de Estación.
AVV Barrio Jesús

La Asociación de Vecinos del Barrio Jesús ha puesto de manifiesto su preocupación por el estado de un inmueble situado en la calle de Estación número 8. Se trata de un edificio que tuvo que ser parcialmente demolido tras sufrir un derrumbamiento el pasado verano, concretamente el 8 de julio de 2019.

La parte que colapsó estaba situada en la parcela interior, aunque la que preocupa ahora a los vecinos es la que da al exterior de la calle. Según el colectivo, se encuentra en un “estado deplorable” aunque permanece habitada. “Hay de todo: algún propietario, algún alquiler y alguna ocupación”, comenta Raúl Gascón, presidente de la entidad.

Con todo, la asociación ha solicitado amparo al Justicia de Aragón para que actúe como intermediario. El colectivo mantuvo este miércoles una reunión con Javier Hernández García, lugarteniente del Justicia de Aragón. “El año pasado ya medió entre los dueños, el Ayuntamiento y quienes vivían allí. Entendemos que a la gente que esta viviendo de forma legal ahí hay que darles una solución temporal”, comenta Gascón.

Fue el propietario de una de las viviendas que todavía queda en pie el que se puso en contacto con el colectivo vecinal para intentar dar con otros propietarios y dar salida al problema. “Nos ha pedido ayuda. Quiere hacer algo pero no puede porque no conoce al resto de propietarios para ponerse de acuerdo con ellos”, comenta Gascón.

Edificio en la calle de Estación.
Edificio en la calle de Estación.
AVV Barrio Jesús

La asociación del barrio teme que pueda producirse algo similar a lo que ocurrió hace poco más de un año y considera que se debería intervenir. “Pasas por delante y da pena. Yo me cambio de acera por si acaso cae algún cascote. Ha pasado un año y tan solo se ha demolido la parte que se derrumbó. Ya no se ha hecho nada más”, señalan. Por su parte, fuentes del área de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza aseguran que la parte de atrás del edificio se echó abajo por “ruina inminente”, pero que la parte delantera no está en ruina “ni amenaza colapso”.

Se trata, según fuentes cercanas al Justicia de Aragón, de un asunto complejo “tanto jurídica como socialmente”. De hecho, existen dos expedientes abiertos por la institución en urbanismo y servicios sociales. Lo que ocurre, según el lugarteniente Hernández, es que se trataba de un único edificio y al ser derruido solo parcialmente han aflorado numerosos problemas jurídicos. “Registralmente es una única comunidad de propietarios. El otro medio edificio sigue estando habitado pero no se pueden hacer labores de rehabilitación en la parte del edificio que permanece en pie porque la otra parte no existe”, señala.

Además, Hernández recuerda que el hecho de que medio edificio se haya demolido conlleva que jurídicamente pueda considerarse en situación de ruina. “La única salida que entendemos que puede tener es que se derribe entero y los propietarios hagan algo al amparo del derecho privado, como vender los terrenos a una constructora o crear una cooperativa”, añade el lugarteniente.

Para ello, recomienda a los propietarios que se pongan en manos de un profesional que les dirija en las cuestiones jurídicas y consigan llegar a un acuerdo. “Durante los últimos meses hemos tenido muchas reuniones con vecinos y dueños de ambas zonas del edificio en las que les hemos intentado aconsejar”, comenta Hernández, que señala que puede haber distintos intereses entre los propietarios.

No obstante, desde el colectivo vecinal señalan que también hay otras zonas del barrio en las que preocupa la situación de determinadas viviendas. “En el Camino del Vado hay edificios con deficiencias y okupados, también hay otro en la calle Funes. No solo está el de la calle Estación, aunque ese es el que más nos preocupa”, concluye Gascón.

Etiquetas
Comentarios