Despliega el menú
Zaragoza

Campo de cariñena

El presidente de la comarca de Cariñena responde con una retahíla de denuncias a la petición de cese por sus dietas

Acusa a trabajadores y cargos públicos, incluso de su partido (PSOE), por revelación de secretos, coacciones y prevaricación. Niega actuar por "venganza" y estudia otras 14 demandas.

Sede de la Comarca de Cariñena
Sede de la Comarca de Cariñena
MACIPE

El presidente de la comarca Campo de Cariñena y alcalde de Tosos, el socialista José Luis Ansón, ha decidido pasar al ataque tras el bloqueo de sus presupuestos y la exigencia de dimisión firmada por nueve de los catorce alcaldes de su demarcación por sus gastos en dietas y recorte de servicios. En menos de un mes ha interpuesto hasta siete denuncias ante el Juzgado de Instrucción y Primera Instancia de Daroca y la Guardia Civil contra trabajadores y cargos públicos, incluso de su partido, por revelación de secretos, coacciones y prevaricación, entre otros presuntos delitos.

José Luis Ansón ha emprendido su cruzada judicial en solitario, sin el respaldo de sus compañeros, y ha supuesto un primer desembolso de 15.000 euros a un despacho de abogados de Zaragoza para preparar las denuncias y los 300 folios que se han presentado. La partida presupuestaria para gastos jurídicos se limita a 1.000 euros y el desembolso extra no ha pasado por la junta de gobierno, a la que sí ha informado de su iniciativa legal. "He autorizado directamente el gasto con el respaldo de la Secretaría y de la Intervención", explicó a este diario.

El presidente de la comarca apuntó que prepara otras catorce denuncias y que su obligación es acudir a los tribunales si tiene conocimiento de un presunto delito. Negó que actúe "por odio y venganza", sino para que se cumpla la ley tras 18 años de ejercicio como guardia civil, aunque no supo explicar por qué ha esperado un año para abrir un frente judicial contra los trabajadores, un consejero y una exconsejera de la comarca, además del diputado provincial socialista y alcalde de Cosuenda, Óscar Lorente. En este último caso, es uno de los firmantes del escrito que exige su dimisión y le acusa de coacciones por haberle advertido de las posibles consecuencias de su intento de aprobar los presupuestos, en los que pretendía recortar el gasto social y triplicar el destinado a dietas y kilometraje.

Los hechos se remontan al mes de febrero, cuando el propio equipo del PSOE que gobierna la comarca con mayoría absoluta se plantó y se negó a aprobarle las cuentas, lo que llevó a Ansón a suspender el pleno para no perder la votación. Sin embargo, la denuncia contra Lorente no se presentó hasta cuatro meses después. El alcalde de Cosuenda es uno de los siete cargos socialistas de la comarca que pidieron en marzo al partido la baja de militancia de Ansón. Esta iniciativa se adoptó tras publicar este diario que el presidente comarcal había pasado en sus seis primeros meses de mandato gastos por 8.111 € en dietas y kilometraje que, en todos los casos, recibieron reparos de legalidad de la Intervención "al no quedar debidamente acreditados".

Dos de las siete denuncias están directamente relacionadas con esta cuestión: el presidente acusa al personal, la exconsejera y el consejero de revelación de secretos o de infidelidad en la custodia de documentos públicos. "El acoso y derribo al presidente tiene algo que ver", confesó refiriéndose a sí mismo.

Igualmente, ha denunciado a un trabajador por el uso indebido de un ordenador durante la jornada laboral y por intrusismo al ocupar un puesto sin ostentar la correspondiente diplomatura. Las denuncias se completan con otra por prevaricación contra un guardia civil que hizo una inspección en la sede comarcal durante la pandemia y otra por utilizar su nombre sin autorización en varias operaciones de banca electrónica "para pagos ordinarios y extraordinarios de la comarca".

Etiquetas
Comentarios