Despliega el menú
Zaragoza

ZARAGOZA

Ricla instala un sistema de videovigilancia en las calles con nueve cámaras

Las imágenes, que custodia el Ayuntamiento, solo las podría ver la Guardia Civil.

camaras de seguridad en las callesde ricla 04/03/20202 fotografia macipe [[[FOTOGRAFOS]]]
Una de las cámaras instaladas en la plaza de España de Ricla.
Macipe

Las calles de Ricla ya cuentan con un sistema de videovigilancia operativo para reforzar la seguridad en el medio rural. A corto plazo se sumará también Los Fayos, que adjudica mañana el contrato para colocar los equipos por los principales accesos al casco urbano. Son los dos primeros municipios que recibieron la autorización de la Delegación del Gobierno en Aragón para poner en marcha este proyecto piloto para el que ha sido necesario crear un marco jurídico que las respalde, ya que hasta ahora solo podían hacerlo aquellas localidades con Policía Local.

En la localidad de Valdejalón se han instalado nueve cámaras en dos fases: la primera en diciembre de 2019, y que ya está en uso, y la segunda, que se empezó a instalar a finales de febrero y que está pendiente de los últimos detalles para estar en servicio.

El Ayuntamiento ha destinado 25.000 euros. "Tienen un fin de prevención y persuasión, sobre todo en los municipios que no podemos asumir el coste de un cuerpo de Policía Local", subrayaba el alcalde de la localidad, Ignacio Gutiérrez. Ricla recibió la autorización de Delegación a principios de noviembre y a finales de ese mes el proyecto tenía que estar ya licitado: "En cuanto trascendió en los medios, vinieron muchas empresas para ofrecernos presupuestos, que van desde los 25.000 € a todo lo que te quieras gastar. Nosotros analizamos las necesidades y vimos que esto era lo que hacía falta".

La primera fase cubre el entorno de la iglesia, un parque y las entradas a las zonas peatonales. En el caso de la segunda parte, está previsto que se centré en las entradas al propio municipio. Todo lo que recogen las cámaras se almacena en dos servidores, de los que uno está en el propio Consistorio. "El mayor problema ha estado con el visionado de las imágenes, porque solo pueden hacerlo cuerpos y fuerzas de seguridad. En nuestro caso, solo se almacenan las grabaciones durante un mes y se destruyen, no hay ni una pantalla donde verlas", argumenta el primer edil.

Con el sistema ya en marcha y las cámaras fijadas a algunas fachadas, como la del propio ayuntamiento, los vecinos mostraron, en un primer momento, algunas pegas. Sin embargo, "ahora ha cambiado la mentalidad. Ya las han visto y hemos explicado su finalidad y cómo funcionan, que no se graba zonas privadas y lo han entendido. Incluso hay quien pide que se instalen más".

Etiquetas
Comentarios