Despliega el menú
Zaragoza

TARAZONA Y EL MONCAYO

El parador de Veruela: 15 años de espera y un nuevo retraso

Turespaña asegura que entregará el edificio en agosto de 2020 a Paradores de Turismo de España, que necesita tres meses para su acondicionamiento. Javier Lambán anunció que podría abrir a finales de año.

La ministra Reyes Maroto –en el centro–, junto al presidente de la DPZ y representantes políticos, en la biblioteca del siglo XVI.
La ministra Reyes Maroto –en el centro–, junto al presidente de la DPZ y representantes políticos, en la biblioteca del siglo XVI.
Aránzanzu Navarro

Ya han pasado 15 años desde que el Ministerio de Industria y Turismo dio luz verde a la creación de un parador nacional en la parte barroca del monasterio de Veruela, ubicado en Vera de Moncayo, un patrimonio propiedad de la Diputación de Zaragoza. El compromiso entonces era que las nuevas instalaciones hoteleras abrieran sus puertas en 2008 coincidiendo con la celebración de la Exposición Internacional de Zaragoza. Cumplido el plazo, sin embargo, poco se había avanzado. De hecho, no fue hasta el 29 de julio de ese año cuando se puso la primera piedra del establecimiento. El horizonte de inauguración ya se fijaba entonces en tres años.

Desde entonces, el Instituto de Turismo de España (Turespaña), organismo adscrito al Ministerio de Industria, ha transformado el edificio histórico en un moderno espacio con cinco plantas, 85 habitaciones, varios comedores y salones multiusos así como con un aparcamiento para clientes con capacidad para 86 plazas. Hasta la fecha, según fuentes oficiales del Gobierno central, Turespaña ha invertido 25 millones de euros. La DPZ ha destinado más de dos millones de fondos propios para acometer obras, como un vial que conecta la carretera con la muralla del recinto o la ampliación de una puerta para permitir el paso de autobuses.

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, visitó el futuro parador en mayo de 2019, y aprovechó para informar de que abriría en verano de 2020. En esa visita dijo que faltaba por construir una escalera de evacuación de incendios en uno de los laterales de la biblioteca del siglo XVI. A día de hoy, esta obra todavía no se ha ejecutado.

Turespaña informó esta semana de que la entrega del edificio a la Sociedad Estatal Paradores de Turismo de España "está prevista para el verano de 2020". Una vez recibido, según confirmaron desde esta entidad, Paradores "necesita alrededor de tres meses para acondicionar y decorar" su interior. Si las fechas que han adelantado ambos organismos se respetan, se cumplirá el compromiso revelado por el presidente de Aragón, Javier Lambán, hace unos días en Fitur, donde declaró que es "prácticamente seguro que esté abierto a finales de este año". "La obra arrastra una especie de maldición", y recordó que siendo presidente de la DPZ en 2005 cometió "la osadía de anunciar su apertura para la Expo de 2008 y en 2020 no se ha abierto todavía".

El consejero de Industria, Arturo Aliaga, aseguró el pasado martes en las Cortes de Aragón tras una pregunta del grupo parlamentario de Ciudadanos, que el día 24 de enero él y Lambán se reunieron con la ministra de Turismo y el presidente de Paradores, Óscar López. De ese encuentro, dijo, se extrae como conclusión que "la intención del Gobierno de España es abrirlo" y "prevén que vaya a tener buena ocupación". Además, señaló que el Ejecutivo autonómico está "muy interesado" en que abra sus puertas cuanto antes "por el enorme efecto dinamizador que va a tener en la comarca".

Etiquetas
Comentarios