Despliega el menú
Zaragoza

Ayuntamiento de Zaragoza

PP, Cs y Vox aprueban su primer presupuesto mientras la izquierda endurece sus críticas

El gobierno defiende el incremento del gasto social y de los servicios públicos y niega que haya recortes. La oposición y las entidades ciudadanas cargan contra las cesiones a Vox en igualdad, cooperación y medio ambiente.

El portavoz de Vox, Julio Calvo, en el centro junto a concejales del PP y de Cs.
El portavoz de Vox, Julio Calvo, en el centro junto a concejales del PP y de Cs.
Guillermo Mestre

Zaragoza ya tiene el primer presupuesto de la era Azcón. PP, Cs y Vox han ratificado este jueves la alianza forjada el pasado mes de junio en la investidura y han aprobado las cuentas municipales de 2020, que supondrán un volumen de gasto global de 801,2 millones de euros, un 6,4% más que en 2018. El pacto se ha votado entre duras críticas de los grupos de la oposición y de diversas entidades ciudadanas que han advertido “de un retroceso en derechos de más de 40 años” en políticas de igualdad, cooperación y medio ambiente “por la cesiones a la ultraderecha”.

El presupuesto de 2020 echa a andar muy condicionado por el aumento del gasto corriente, dado que se disparan los gastos de personal, que suben 20 millones de euros respecto a 2018, y los destinados a los servicios públicos, que se elevan en 47 millones de euros. Esta circunstancia, sumada a los 32 millones de euros de deuda se tendrán que destinar al pago de sentencias, ha dejado al Ayuntamiento con un estrecho margen para la inversión, que cae casi un 30%, hasta los 49,3 millones de euros.

La sesión ha estado marcada por las críticas de diversas entidades sociales y vecinales, que han cargado con dureza contra las cuentas y algunas de sus propuestas más controvertidas. Así, los colectivos feministas han lamentado “las ideas involucionistas” que recoge el presupuesto, con la desaparición de la oficina de transversalidad de género, la creación de la oficina “antiabortista” o añadir el concepto “intrafamiliar” a la violencia de género. También han intervenido colectivos ecologistas, por la desaparición de algunos programas de sensibilización ambiental, o los colectivos afectados por los recortes de las ayudas a la cooperación o de algunos convenios.

El gobierno se ha aferrado a dos elementos: el incremento del gasto social, que sube un 8%, y el de los servicios públicos, que se eleva 47 millones para cubrir en la mayoría de los casos partidas infradotadas. “Son los mejores presupuestos posibles dentro de las limitaciones con la que nos encontramos”, ha afirmado la concejal de Hacienda, María Navarro, que ha recordado que las cuentas “no han nacido libres” por los 103 millones de “agujero” que detectó la auditoría económica el pasado mes de septiembre.

Navarro ha dicho que es el presupuesto "del equilibrio" y ha negado que haya recortes, incluso en materia inversora, dado que ha subrayado que si se ejecutan los 49 millones de euros serán más que los que logró gastar el anterior gobierno de ZEC, que contaba con más dinero para obras. “72 millones dejaron sin invertir”, ha recordado. Y ha tratado de sostener que la política contra la violencia de género “no baja un solo euro”, que Zaragoza será la ciudad que más destina a cooperación internacional pese a reducir la partida 500.000 euros y que se mantienen los fondos para luchar contra el cambio climático.

La izquierda ha cargado contra Navarro. La portavoz del PSOE, Pilar Alegría, ha acusado al gobierno de “querer desmontar lo que se ha construido durante más de 30 años de gobiernos progresistas” y ha considerado que “el vencedor es Vox”. “Es un presupuesto aprobado a sus órdenes”, ha dicho Alegría. Ha cargado contra los recortes en cooperación al desarrollo y ha sostenido que las mujeres “son otras víctimas de este presupuesto”, por la admisión de la palabra intrafamiliar, entre otros motivos.

Pero Alegría ha sido especialmente crítica con Cs, partido al que el PSOE ofreció un pacto de gobierno en mayo. “Pero prefirieron ser los segundos de un gobierno que hace seguidismo de Vox”, ha criticado Alegría, que ha augurado a la formación naranja “la irrelevancia política". Y ha lamentado que el gobierno PP-Cs rechazara la oferta “seria” de pacto que su grupo hizo para evitar el pacto con Vox.

El concejal de ZEC Alberto Cubero no solo ha llamado “mentirosa compulsiva” a Navarro, sino que ha calificado de “racista” y “homófobo” al portavoz de Vox, Julio Calvo. Para Cubero, este es “el presupuesto de los recortes”. “Recortan auténticas millonadas, pero eso sí, colocan luces de Navidad y el Cristo atado a la columna, porque si lo sueltan los encorre a gorrazos”, ha señalado. “Hoy aquí la política de Zaragoza consiste en qué conquista histórica se le regala a la ultraderecha para seguir siendo alcalde y vicealcaldesa”, ha opinado.

Fernando Rivarés, de Podemos-Equo, ha afirmado que el presupuesto consolida “las dos Zaragozas: una arriba y otra abajo, en la que está la mayoría de la población”. “Es un proyecto injusto con las clases más desfavorecidas. Es un presupuesto de recortes antisocial, antimedioambiental y anticultural. Están en el siglo XIX pero sin su romanticismo”, ha dicho el líder de la formación morada, que ha alertado del “sello ultra” de las cuentas.

Julio Calvo ha enmarcado el documento presupuestario en las limitaciones en materia de deuda y gasto corriente que tiene. Y ha defendido sus propuestas, como la introducción de la violencia intrafamiliar que a su juicio “amplía los mecanismos de protección” o el recorte en materia de cooperación al desarrollo, que ha comparado con las cifras que destinan otras ciudades a esta materia. Y ha cargado contra “el histrionismo” de Cubero por llamarle “xenófobo” y “racista” cuando alaba a Stalin, al Che o se manifiesta con los CDR”.

Carmen Herrarte, de Cs, ha calificado los presupuestos de “serios y rigurosos” y ha achacado el pacto con Vox al ser “el grupo que ha querido negociar”. Eso sí, ha hecho una defensa cerrada de las enmiendas de la formación de extrema derecha, dado que la palabra intrafamiliar” no resta nada” y se incrementan 50.000 euros.

Etiquetas
Comentarios