Despliega el menú
Zaragoza

tráfico de drogas

La Policía detiene a 18 personas y desmantela una red de transporte de hachís con el centro de operaciones en Zaragoza

Los agentes han intervenido más de 4.000 kilos de hachís, dos cabezas y siete remolques de camión, seis vehículos y dos máquinas compactadoras de cartón.

La droga incautada por la Policía.
La droga incautada por la Policía.
Policía Nacional

La Policía Nacional ha desarticulado una red de tráfico de hachís entre Alicante y Francia con la detención de 18 personas que utilizaban falsas empresas, con sede en Zaragoza, para transportar la droga en camiones y furgonetas y a las que se les ha incautado más de cuatro toneladas de este estupefaciente.

El transporte estaba gestionado por una serie de sociedades mercantiles radicadas en Zaragoza. Se trataba de empresas ficticias, sin actividad real y creadas únicamente para dar apariencia de legalidad a un supuesto comercio internacional de transporte por carretera con vehículos de gran tonelaje. Por este motivo, las primeras gestiones se iniciaron sobre los investigados radicados en la capital aragonesa.

La Policía Nacional ha desarticulado una red de tráfico de hachís entre Alicante y Francia con la detención de 18 personas que utilizaban falsas empresas, con sede en Zaragoza, para transportar la droga en camiones y furgonetas y a las que se les ha incautado más de cuatro toneladas de este estupefaciente.

En concreto los agentes han intervenido 4.073 kilos de hachís que la organización almacenaba en una nave industrial en Alicante y que estaban ocultos en mobiliario, en maquinaria industrial y en remolques, ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

Ocho de los arrestos se han practicado en Alicante, cinco en Zaragoza, cuatro en Granada y uno en Francia, de los que catorce han ingresado en prisión provisional.

Uno de los vehículos que se utilizaban para transportar el hachís.
Uno de los vehículos que se utilizaban para transportar el hachís.
Policía Nacional

Los agentes pusieron en marcha la investigación tras hallar un alijo de 1.240 kilos de esta droga en Francia, dentro de un camión con matrícula española cuyo conductor acabó detenido por las fuerzas de seguridad galas. El conductor estaba vinculado a las empresas ficticias de Zaragoza.

Esa intervención permitió descubrir que el centro de operaciones de la red estaba en Zaragoza, donde habían ubicado sociedades ficticias con el propósito de aparentar una legalidad acorde a una mercantil dedicada al comercio internacional por carretera.

Las pesquisas facilitaron la localización de una nave en Alicante que servía de punto de partida de la ruta de la droga hacia Francia.

La vigilancia policial sobre el almacén permitió identificar la furgoneta que ejercía de enlace en el traslado del hachís desde Málaga y Atarfe (Granada), municipio en el que se descubrió otro lugar utilizado para ocultarlo.

Desde la nave de Alicante partió un camión cargado de muebles, entre los que se hallaron 1.007 kilos de hachís, en dirección al país galo hasta que fue interceptado cuando se disponía a salir de la ciudad. El conductor, relacionado con las falsas empresas, quedó arrestado.

En el registro de la nave los agentes se incautaron de 612 kilos de este estupefaciente, así como de otros 1.224 que se dirigían hacia Alicante, mientras que, sin salir de esta provincia, en San Vicente del Raspeig, se localizó una segunda nave de almacenaje.

La decena de registros realizados en Alicante, Granada y Zaragoza permitió intervenir dos cabezas y siete remolques de camión, seis vehículos y dos máquinas compactadoras de cartón.

Respecto a la investigación sobre el patrimonio de la red, se bloquearon siete inmuebles, 32 vehículos y cuentas bancarias a nombre de los investigados. 

Etiquetas
Comentarios