Despliega el menú
Zaragoza

tribunales 

Cárcel por quedarse el dinero de varios inversores zaragozanos en la fallida Ciudad del Cine de Cantabria

El acusado y su mujer, que ha sido absuelta, utilizaban la imagen de los Reyes y personajes públicos para captar fondos. La Audiencia lo condena a tres años de prisión y a devolver 329,450 euros. 

El matrimonio acusado de estafa, ayer, en el banquillo de la Audiencia Provincial. toni galán
La Audiencia Provincial de Zaragoza ha condenado al acusado y ha absuelto a su esposa.
Toni Galán

El proyecto empresarial que iba a levantar en Cuchía, a 21 kilómetros de Santander, la Ciudad del Cine, las Artes y la Cultura de Cantabria ha resultado ser un fiasco. Así lo ha constatado la Audiencia Provincial de Zaragoza, que ha condenado a su promotor, José Santiago Chauffert, a tres años de prisión y ocho meses de multa, a razón de 8 euros diarios, por un delito de apropiación indebida. 

Además, le obliga a devolver a los empresarios zaragozanos que embarcó en el proyecto los 329.450 euros que invirtieron más los intereses legales. No obstante, el imputado se declaró insolvente.

Los magistrados lo absuelven del delito de estafa por el que era acusado, ya que consideran que no ha quedado suficientemente acreditado que el acusado y su mujer 

que fue juzgada por los mismos hechos y ha sido eximida de responsabilidad criminal– embaucaran a los querellantes para que invirtieran en el proyecto a sabiendas de su inviabilidad. 

Es más, entienden que a pesar de las vicisitudes por las que pasó su tramitación, tenía intención de llevarlo a cabo y cumplir con las obligaciones adquiridas con los inversores. Sin embargo, la sentencia da por probado que el acusado se quedó con los fondos recaudados.

José Santiago Chauffert era el administrador en España de VFM Investments Group For Europe, filial de una sociedad con sede en Miami de la que formaba parte Armando Valladares, embajador de Estados Unidos ante las Naciones Unidas, según declaró en el juicio. 

En 2008, presentó al Gobierno de Cantabria, liderado entonces liderado por Miguel Ángel Revilla, toda la documentación de la Ciudad del Cine. El Ejecutivo autonómico le dio su visto bueno y llegó a declararlo "proyecto singular de especial interés" el 31 de julio de 2008.

La idea era levantar un macrocomplejo que se asemejaba a la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia, incluso se llegaron a barajar otras ubicaciones como Bilbao, Madrid, Huelva, San Vicente de la Barquera y Mallorca. Los inversores declararon en el juicio que les pareció un proyecto viable e interesante.

No obstante, una denuncia penal (de la que luego fue absuelto) y un cambio de gobierno en 2011, que pasó a manos del PP, provocaron que el ejecutivo de Cantabria perdiera todo el interés en sacarlo adelante.

Para entonces, el acusado había captado fondos, ayudado por su esposa, que mostraba a los empresarios fotos de personas célebres que apoyaban la Ciudad del Cine de Cantabria, como los Reyes, futbolistas y políticos. 

Aunque en el juicio dijo que los había invertido en el proyecto, por contrato deberían haber estado bloqueados en el banco y dando a los denunciantes una rentabilidad bruta del 8% anual mientras empezaba a materializarse.

"En ningún caso consta en el contrato que el dinero que ingresaban los inversores pudiera ser empleado por el acusado en desarrollar el proyecto. De hecho, las cantidades que abonaban iban destinadas a reservar su participación en la ejecución civil del proyecto, es decir, en la prestación de sus servicios profesionales cada uno en los sectores en los que trabajaban, ya fuera de excavación y levantamiento de tierras, construcción, seguridad privada, limpieza y mantenimiento, etc.", recoge la sentencia de la Audiencia Provincial, que no es firme.

Etiquetas
Comentarios