Despliega el menú
Zaragoza

en zaragoza 

Un radar de la N-330 ha multado durante 20 días por superar 90 km/h en un tramo limitado a 100

La DGT está archivando de oficio todas las sanciones puestas por exceso de velocidad a la altura de la Ciudad del Transporte, en la capital aragonesa, en dirección a Huesca.

ARAGON RADAR VELOCIADA CARRETERA HUESCA N 330 A LA ALTURA DE LA CIUDAD DEL TRANSPORTE / 26-09-2019 / FOTO: ARANZAZU NAVARRO [[[FOTOGRAFOS]]]
La señal limita la velocidad a 100 km/h pero el radar que le sucede estaba calibrado para que multara a partir de 90 km/h.
Aránzazu Navarro

Un error en la calibración de un radar situado en la carretera N-330 a la salida de Zaragoza en dirección a Huesca ha generado decenas de multas a conductores que circulaban ateniéndose a las normas de circulación. El fallo se ha registrado en el cinemómetro colocado en el punto kilométrico 508.100, a la altura de la Ciudad del Transporte de la capital aragonesa, una vía con un elevado volumen diario de circulación.

Desde el pasado 26 de agosto y hasta el 17 de septiembre, la Dirección General de Tráfico (DGT) ha estado multando a todos los vehículos que circulaban por allí a más de 90 kilómetros por hora, cuando la velocidad máxima fijada para ese tramo, tal y como indica la señal de tráfico previa al paso por delante del radar, es de 100 km/h.

Al parecer, fueron los recursos presentados por algunos de los sancionados irregularmente los que permitieron descubrir que el cinemómetro estaba mal regulado. 

Fuentes de la DGT confirmaron que el error parte de la normativa que desde el pasado mes de enero establece que no se puede circular a más de 90 km/h por ninguna carretera que no sea autopista o autovía o que no disponga de ningún tipo de separación entre los carriles de sentidos opuestos.

Sin embargo, en el caso del punto kilométrico en cuestión de la N-330 resulta que es autovía y con mediana y, por lo tanto, se puede circular a más de 90 km/h, siempre que no se rebasen los 100 km/h que limita la señal en ese tramo.

Estas fuentes admitieron el fallo y explicaron que el Centro de Tratamiento de Denuncias Automatizadas (CTDA) de León (donde se gestionan los casi cinco millones de multas que anualmente se ponen por velocidad) está sobreseyendo de oficio todas las denuncias interpuestas en ese periodo de 20 días por el radar a los vehículos que superaron los 90 por hora y no se pasaron de 100. De hecho, alguno de los conductores ya ha recibido en su domicilio la comunicación de que se ha archivado la sanción.

Lo que no explicaron estas fuentes es el número de conductores multados durante ese tiempo, ni tampoco la cantidad de ciudadanos que han podido hacer ya efectivo el pago o la cuantía abonada o que la que habría recaudado la DGTde no detectarse el fallo.

Según la normativa, circular entre 91 km/h y 120 km/h en una vía limitada a 90 se considera infracción grave y se sanciona con 100 euros de multa, sin pérdida de puntos. Por encima de los 121 km/h y hasta los 140 km/h, la sanción es de 300 euros y la detracción de dos puntos del carné de conducir. A partir de 141 km/h es de 400 euros y cuatro puntos y si se excede de 151 km/h es de 500 y seis puntos.

El 29 de enero la DGT culminó el proceso de sustitución de las señales de tráfico de 100 a 90 km/h. En total, en Aragón se cambiaron 180 señales que se extendían a lo largo de 918 kilómetros de vía sin desdoblar y por los que se podía transitar a 100 por hora. De ellos, 491 kilómetros corresponden a la provincia de Teruel, 241 a la de Huesca y 186 a la de Zaragoza. 

Etiquetas
Comentarios