Despliega el menú
Zaragoza

comunidad de calatayud

El siglo XIX vuelve al centro bilbilitano con representaciones y artesanía

La cuarta recreación de la época en la que vivió la Dolores despliega una treintena de actividades.

Si alguien va a Calatayud este fin de semana y pregunta por la Dolores, los vecinos, amablemente, le habrán mandado al centro de la ciudad y hasta habrán podido cruzarse con ella (con la actriz que la reencarna). La plaza del Mercado y sus alrededores son el centro neurálgico de la cuarta recreación del siglo XIX que lleva por nombre 'La Dolores, un viaje en el tiempo', y que hasta este domingo cuenta con una treintena de actividades, entre el mercado de época, pasacalles, exhibiciones, conferencias, teatralizaciones, actuaciones musicales o una carrera de bicicletas.

Entre la plaza del Mercado, la calle Sancho y Gil y la plaza del Carmen se han desplegado 40 puestos de varios tipos de productos. Para Olga Romacho, directora del proyecto e integrante de El Juglar, la entidad que coordina a cerca de 400 personas en esta cita, "con base en las investigaciones de Antonio Sánchez Portero, nuestra idea siempre ha sido rescatar una imagen de la Dolores que se desvirtuó, le damos la vuelta a la tortilla". En ese sentido, añadía que "fue una mujer adinerada, que hacía favores, sobre todo por razones de caridad, y que le daba lo mismo lo que opinara la gente y que no quería depender de un hombre".

De la misma forma, Romacho explicaba que "su figura, que sabemos que realmente existió y que fue de carne y hueso, a través de la copla ha sido una campaña de marquetin impagable". El viernes arrancó el programa de actos, con entre otras propuestas, la novedad de recrear un club de vino del finales de 1800, con la colaboración de la Denominación de Origen Calatayud.

Pero no ha sido la única, ya que este año se ha hecho hincapié en el bicentenario de la persona sobre la que gira toda la actividad: Dolores Peinador Narvión. Así, este domingo tiene lugar la recreación de su bautizo, incluyendo intervenciones en latín. Esta representación se ha unido a la ya tradicional representación de 'El Diario de la Dolores', que cuenta esa cara desconocida del personaje.

"Se han ampliado los días de mercado, con lo que las actividades que antes se repartían en el fin de semana ahora han estado desde el viernes", puntualizaba la concejal de Cultura del Ayuntamiento de Calatayud, Nuria Amela. En esta edición también se ha incluido, en colaboración con el Departamento de Turismo, una ruta de escaparates históricos por locales que actualmente permanecen vacíos en el entorno de la Rúa de Dato. La colaboración municipal ha sido de 8.500 euros. “Se pretende potenciar el atractivo turístico de una de nuestras calles principales y con más historia comercial”, apuntaba Jorge Lázaro, edil responsable de Turismo.

Etiquetas
Comentarios