Zaragoza

sucesos

Arrestan a tres jóvenes por robar el cepillo en once parroquias de Zaragoza

Accedían a los despachos de los párrocos forzando las cerraduras y entraban en las dependencias anexas a las iglesias

La medida afectará a todos los inmuebles. En la imagen, vista de la margen izquierda.
Las iglesias en las que robaron los detenidos se sitúan en la margen izquierda de Zaragoza (en la imagen).
Guillermo Mestre

La Policía Nacional ha detenido a dos jóvenes de 19 años y otro de 20 por robar en once parroquias de la capital aragonesa. Uno de ellos, identificado como R. E. O. M., actuaba en solitario en iglesias de la margen izquierda de la ciudad mientras que los otros dos se ponían de acuerdo para cometer los delitos y sustrajeron efectos y dinero en templos de los distritos de Torrero, Centro y Delicias.

En la mayoría de los casos forzaron los bombines y las puertas de los despachos de la parroquia y dependencias anexas a la iglesia en busca del dinero recaudado en las misas y el depositado por los fieles por encender velas, así como objetos eclesiásticos que les parecieron de valor.

Las cantidades que encontraron no fueron muy altas (150 euros en una de ellas) y en uno de los casos se apropiaron de un ordenador, que no ha sido recuperado. También se llevaron llaves probablemente con la intención de repetir el delito y acceder con mayor facilidad a las dependencias religiosas.

Según informaron ayer fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón, la primera denuncia fue presentada por un párroco el pasado 25 de julio. A partir de este primer hecho, se fueron produciendo otros similares que llevaron a los agentes a abrir una investigación para localizar a los autores.

De esta forma, tras inspeccionar el lugar de los hechos y recoger evidencias científicas, los funcionarios policiales lograron identificar a A. N. M., de 20 años, y E. H. N. A., de 19, como los presuntos autores de los robos denunciados por los respectivos párrocos de una iglesia del paseo de Cuéllar, otra de la avenida de Goya y otra de la avenida de Navarra. Ambos jóvenes fueron detenidos el pasado 27 de agosto y puestos a disposición judicial.

A pesar de este arresto, se siguieron produciendo robos similares, en este caso en la margen izquierda de la capital, y finalmente la Policía pudo identificar a R. E. O. M., de 19 años, como el supuesto autor de ocho delitos. Su arresto se llevó a cabo el pasado 10 de septiembre, según las mismas fuentes.

Varios feligreses lo identificaron fotográficamente, ya que lo habían visto merodear en actitud sospechosa por las inmediaciones. Además, se pudo constatar de manera científica su implicación en un robo cometido en una iglesia de la margen izquierda. La Policía continúa la investigación ya que cree que este joven puede ser el autor de otros robos cometidos en parroquias de los barrios de la Jota, Arrabal, Picarral San Gregorio o Actur, entre otros.

El joven fue puesto a disposición judicial y, tras negar su relación con los delitos que se le atribuyen, la magistrada que instruye el caso lo dejó en libertad provisional investigado por robos con fuerza aunque le impuso como medida cautelar la obligación de presentarse en el juzgado los días 1 y 15 de cada mes.

Etiquetas
Comentarios