Zaragoza

Heraldo Saludable

aragón

Los expertos en salud mental piden que inmovilizar al paciente no sea una práctica habitual

La asociación critica el Plan de Salud Mental de Aragón y reclama su revisión para que sea un "instrumento útil".

Socios de la Plataforma de Salud Mental de Aragón.
imagen de archivo socios de la Plataforma de Salud Mental de Aragón.
Plataforma de Salud Mental de Aragón

La Plataforma de Salud Mental de Aragón realizó este martes en la sede de la Federación de Barrios una valoración de las actuaciones llevadas a cabo durante la pasada legislatura en materia de salud mental y expuso varias reividicaciones urgentes al próximo Gobierno de Aragón, entre las que destacaron que las contenciones mecánicas (inmovilizar a los pacientes) no sean un mecanismo habitual, así como la revisión del Plan de Salud Mental de la DGA.

La plataforma valoró positivamente la creación y consolidación de plantillas, las inversiones realizadas y la apertura de nuevos servicios en varios centros médicos en el pasado mandato. Pese a ello, "algo que ha marcado estos cuatro años ha sido la improvisación de las actuaciones, sin un estudio previo ni minucioso de las necesidades que marcaban las líneas de actuación prioritarias. Pese a existir un Plan de Salud Mental, este no solo ha presentado limitaciones y carencias, sino también errores de bulto", manifestó Ana Martínez, de la plataforma.

Para que dichos errores –indicaron– no se vuelvan a cometer, el pasado 8 de mayo redactaron una serie de reivindicaciones urgentes para el próximo Ejecutivo. Publicar las listas de espera en las diversas unidades asistenciales, un escrupuloso respeto a los derechos humanos, la revisión del Plan de Salud Mental o la promoción de alternativas a las incapacitaciones civiles son algunas de estas propuestas.

Contenciones mecánicas

El punto más destacado fue la necesidad de limitar al máximo las contenciones mecánicas. "Sujetar a una persona a una cama y tenerla inmovilizada varias horas es algo intolerable que debería tener alternativas. Necesitamos crear un registro de contenciones porque es un problema del que no conocemos su dimensión", explicó la psiquiatra Carmen Ferrer.

"En el BOE de 2008 se indicó que estas prácticas eran algo que afectaban directamente a los derechos humanos de las personas con discapacidad. Pese a ello, seguimos igual que hace doce años. Las contenciones son algo complejo porque existen situaciones muy variadas, pero si se modificara la cultura sobre el tema, se fomentaran relaciones empáticas entre trabajadores y pacientes y se mejoraran las instalaciones para crear un entorno terapéutico y no coercitivo, empezaríamos a plantear soluciones", añadió Ferrer.

Otra de las cuestiones que abordó la plataforma fue el traslado de enfermos mentales a residencias de mayores. "Creemos que, si una persona con trastorno mental grave que necesita una atención especializada se le manda a una residencia se le condena al aislamiento", declararon fuentes de la asociación. "Desde aquí seguiremos trabajando por recuperar los derechos de estos pacientes, para que puedan seguir desarrollando una actividad normal durante toda su vida", concluyeron.

Etiquetas
Comentarios