Zaragoza

TARAZONA Y EL MONCAYO

Los vecinos del barrio turiasonense de la Inmaculada se reúnen por su semana cultural

La programación incluye charlas, una visita cultural, jotas, juegos para niños y una comida de hermandad.

La asistencia ha sido muy positiva en las charlas de la programación.
La asistencia ha sido muy positiva en las charlas de la programación.
Vega del Quieles

La asociación de vecinos Vega del Queiles se encarga de dinamizar la vida en el barrio turiasonense de La Inmaculada, y estos días la actividad es continua gracias a una nueva edición de su semana cultural.

La programación arrancó el pasado domingo, con la celebración del mercado de ‘La Vega’ que alcanzó su cuarta edición con una docena de puestos de productos artesanos. “Había productos cárnicos, bisutería, cremas, miel, quesos, textiles… y la asociación de encajeras de Tarazona que estuvieron enseñando sus trabajos que son una maravilla”, recuerda Mª José Gracia, de la asociación.

Se han realizado también tres charlas de diferente temática y con buena asistencia de público: prevención y seguridad para las personas mayores, el habla del Moncayo, y curiosidades de la naturaleza del entorno.

El jueves se realizó una salida de turismo cultural para conocer en profundidad toda la historia del palacio episcopal de la ciudad. “Gracias a la Fundación Tarazona Monumental pudimos conocer nuestro patrimonio. Subimos en autobús, porque aunque somos un barrio joven, hay personas mayores y hay que intentar facilitarles el acceso”, explica Gracia.

Este viernes por la noche estaba previsto realizar la tradicional ronda jotera por las calles del barrio, pero “por causas ajenas a la organización” ha habido que cancelarla. En su lugar, los vecinos podrán disfrutar de un festival de jota con la Escuela de Jota de la Comarca de Tarazona y el Moncayo en el local de la asociación desde las 20.00 de la tarde.

El sábado por la mañana, los niños serán los protagonistas. “Es algo también habitual porque los niños se lo pasan muy bien. Les hacen manualidades, globoflexia…”, adelanta la turiasonense.

El domingo, la comida de hermandad cerrará la programación. “Nuestro aforo está limitado a un centenar de personas por seguridad, esperemos que pasemos un bonito día de convivencia”, finaliza Mª José Gracia.

Etiquetas
Comentarios