Zaragoza

PP y Cs muestran su "sintonía" y "coincidencia" para un pacto en Zaragoza

Este primer encuentro se enmarca, según ha indicado Cs, en ese acuerdo más amplio que la formación naranja aspira alcanzar con el PP a nivel autonómico en las Cortes de Aragón y en el resto de ayuntamientos.

Jorge Azcón y Sara Fernández, durante la reunión mantenida este jueves en Zaragoza
Jorge Azcón y Sara Fernández, durante la reunión mantenida este jueves en Zaragoza
José Miguel Marco

El PP y Cs han escenificado una "muy buena sintonía" y una "inmensa coincidencia" para llegar a un acuerdo de gobierno en el Ayuntamiento de Zaragoza en la primera reunión celebrada entre los dos candidatos, Jorge Azcón y Sara Fernández, respectivamente, tras las elecciones locales del pasado 26 de mayo.

Este primer encuentro se enmarca, según ha indicado Fernández, en ese acuerdo más amplio que la formación naranja aspira alcanzar con el PP a nivel autonómico en las Cortes de Aragón y en el resto de ayuntamientos.

En Zaragoza, el PP con 8 concejales y Cs con 6 suman entre los dos 14 apoyos, por lo que necesitan el respaldo de los dos ediles de Vox para alcanzar una mayoría que les permita gobernar y acabar, ha dicho Jorge Azcón, con "dieciséis años de gobiernos de izquierda en la ciudad de Zaragoza".

Sin embargo, en este primer encuentro oficial, en el que los dos partidos han confirmado que coinciden en prácticamente todas las políticas municipales, no se ha abordado esta cuestión, que se dirimirá en los próximos días.

Eso sí, la candidata de Cs, Sara Fernández, ha reiterado la posición de su partido a nivel nacional: no entrarán en Gobiernos donde esté presente Vox, ha garantizado.

En este sentido, ha aclarado que el documento programático en el que están trabajando y que perfilarán en los próximos días es únicamente con el Partido Popular, su opción preferente para llegar a acuerdos.

"Si otros partidos se quieren sumar estaremos encantados, por ahí no tenemos ningún problema", ha manifestado Fernández en alusión a Vox.

Azcón, sin embargo, es favorable a negociar con el partido de Santiago Abascal para posibilitar lo que él denomina "un gobierno de centro-derecha" en la capital aragonesa.

De hecho, ha reconocido que ya ha mantenido conversaciones con esta formación y que se reunirá con sus líderes territoriales en los próximos días.

Ha insistido, además, en que los dos concejales de Vox son "necesarios" para que haya un cambio político y ha mostrado su disposición a trabajar "lo que haga falta" para lograrlo.

"Todo el mundo que quiera que haya un cambio político en el Ayuntamiento de Zaragoza tiene que ser consciente de que habrá que poner de acuerdo a 16 concejales", ha reiterado.

Esta primera "toma de contacto" que, en palabras de Fernández, se ha celebrado con "muy buena sintonía", ha servido para confirmar que el acuerdo con el PP es "viable".

No han hablado de proyectos concretos o de líneas rojas, aunque coinciden en impulsar políticas orientadas a garantizar la calidad de los servicios públicos, reducir los impuestos, apoyo a las familias o el rechazo a la línea 2 del tranvía.

En definitiva, ha precisado Azcón, no hay "ninguna diferencia insalvable" y sí "una inmensa coincidencia" entre los dos partidos que por ahora no se han fijado fechas para llegar a un acuerdo salvo la que marca la constitución de los ayuntamientos el próximo 15 de junio.

Tampoco han hablado de reparto de "sillones" o de concejalías ni de quien ocuparía el despacho de la alcaldía. Eso sí, Fernández, quien ha aclarado que no hay negociaciones abiertas con el PSOE, ha dicho que no renuncia a ser la alcaldesa, mientras que Azcón ha reivindicado, a tenor de los resultados, la alcaldía para el PP, si bien ha añadido que cree que no habrá discrepancias en este sentido.

Y al ser preguntado por si Sara Fernández sería vicealcaldesa si él es finalmente el alcalde ha espetado: "si yo soy alcalde, Sara será lo que ella quiera". 

Etiquetas
Comentarios