Despliega el menú
Zaragoza

protesta

Un grupo de mujeres se planta para salvar dos pinos en la calle Bruno Solano de Zaragoza

La vía está siendo reformada para convertirse en peatonal y el Ayuntamiento de Zaragoza ha talado ya seis de los ocho ejemplares existentes. Ante esto, varias familias del colegio Basilio Paraíso y vecinos de la zona se han posicionado este vienes ante los árboles para impedir que "acaben con ellos". 

Los vecinos de la calle Bruno Solans de Zaragoza y el AMPA del CEIP Basilio Paraíso se han movilizado para paralizar la tala de los pinos centenarios de esta vía zaragozana. Los operarios de PArques y Jardines ya han talado 6 de los 8 previstos para acometer las obras de peatonalización de la calle.

Son sus preciados pinos centenarios y por ello esta mañana los vecinos de la calle de Bruno Solano de Zaragoza (la mayoría madres del colegio Basilio Paraíso, que se han plantado a modo de Agustina de Aragón) han tenido que luchar por ellos para evitar que los talen y es que el Ayuntamiento de Zaragoza está llevando a cabo la peatonalización de la calle y parte de los trabajos pasan por talar los pinos existentes. Los servicios de Parques y Jardines han talado seis de los ocho árboles que había y por ello los vecinos se han puesto esta mañana a las 7.30 delante de los dos que quedan "para intentar salvarlos". Y, por el momento, parece que lo han conseguido.

"Vinimos ayer y los operarios nos advirtieron de que hoy por la mañana iban a continuar con los trabajos de tala de los pinos. Así que nos organizamos y decidimos venir unas cuantas familias para impedir que acabasen con los dos restantes. Y aquí nos hemos plantado a las 7.30 y hemos hablado con los operarios y estos han paralizado la tala. Hemos conseguido que se salven hasta el lunes cuando volveremos con el mismo propósito", ha explicado Maite Aramendia, una de las madres del Basilio Paraíso y vecina de Bruno Solano.

Según explican fuentes de la contrata de FCC, los operarios recibieron directrices sobre la tala por parte de los servicios municipales de Parques y Jardines y ellos se limitan a cumplir las órdenes. Esta situación enfada y afecta a los vecinos que no entienden "su sentido". "Entendemos que se quiera peatonalizar, pero no que se priorice más una acera que un ser vivo. No tiene ningún sentido", cuenta Elena Serrano quien lamenta que su hijo (alumno en el Basilio Paraíso) pregunta siempre al pasar por la calle que por qué se están cayendo los árboles.

Por ello, los niños del colegio con ayuda de sus padres han elaborado carteles que han pegado a los pinos en los que se dejaba leer "Esperad que estamos vivos" o "Árboles protegidos por el Basilio". "Es injusto que nos quiten los árboles que dan alegría y color tanto a nuestros hijos como al barrio", ha comentado Raquel Sanz, otra de las vecinas de la zona.

Familias del colegio Basilio Paraíso concentrados ante los pinos para evitar su tala.
Familias del colegio Basilio Paraíso concentrados ante los pinos para evitar su tala.
Vecinos de Bruno Solano

Ahora, quiere concienciar al resto del vecindario de que estos árboles "llevan un montón de años ahí y no pueden acabar con ellos", explica Elena Serrano quien, junto al resto de las madres del colegio, volverán el lunes a luchar como Agustina de Aragón. Además, los vecinos también han recibido el apoyo de la Asociación Naturalista de Aragón (Ansar) que ha colocado carteles en el tronco de los pinos en los que se deja leer "que cualquier tala debe estar totalmente justificada como último recurso ya que el arbolado urbano constituye un patrimonio natural, cultural y sentimental, que es necesario proteger y preservar"

Etiquetas
Comentarios