Despliega el menú
Zaragoza

El herido en el centro de Zaragoza está siendo operado y su estado es grave

Presenta varias heridas por arma blanca tras la agresión sufrida esta mañana en la calle de José María Lacarra, junto al Camino de las Torres.

Un hombre herido por apuñalamiento en la calle de Lacarra
Un hombre herido por apuñalamiento en la calle de Lacarra
Heraldo

El joven de 28 años que ha resultado herido de gravedad esta mañana, sobre las 10.15, en Zaragoza al ser apuñalado por otro en calle de José María Lacarra, casi esquina con Camino de Las Torres se encuentra en estado grave y en estos momentos está siendo operado de las heridas sufridas en la cara y el estómago en el hospital Miguel Servet, según ha informado el Gobierno de Aragón. La agresión se había iniciado tras una discusión en el interior de un pub situado a la altura del número 46, y luego ha continuado en el exterior.

Varios testigos presenciales han explicado que el atacante, un hombre de 34 años, ha actuado con "extrema violencia" y que la víctima habría recibido al menos "cuatro o cinco" cuchilladas por distintas partes del cuerpo.

La víctima, una vez estabilizada, ha sido trasladada de urgencia al hospital Miguel Servet, donde está siendo intervenido de las heridas sufridas en abdomen. El herido también presenta lesiones en cráneo y tórax y según fuentes del Gobierno de Aragón su estado grave, aunque en no se teme por su vida.

La Policía Científica ha estado más de una hora en el lugar del suceso, tanto en la calle como en el interior del pub Goia, recogiendo pruebas de cara a la investigación judicial.

Numerosas patrullas, tanto de la Policía Nacional como de la Local, han acudido a la calle de José María Lacarra, al punto donde ha tenido lugar la agresión, y el agresor, que seguía golpeando y atacando con un arma blanca a la víctima, ha sido finalmente detenido.

Los agentes han tenido problemas para reducir al atacante, ya que no ha depuesto su actitud violenta en ningún momento. "Estaba obcecado", aseguraban algunos vecinos de la antigua calle General Sueiro. Afortunadamente, la Policía Nacional ha podido detenerlo e introducirlo en un coche del 091 para su traslado a la Jefatura Superior de Aragón.

Etiquetas
Comentarios