Zaragoza

barrios de zaragoza

Aparcar en las Delicias es más complicado ahora que hace un mes

La reciente supresión de varias plazas de aparcamiento en la calle Blanca de Navarra ha complicado todavía más la ya difícil tarea de aparcar en este barrio de Zaragoza, aunque la decisión se ha tomado por los problemas que tenían los vehículos grandes para circular por esa zona.

Aparcar en las Delicias es más complicado ahora que hace un mes.
Calle Doña Blanca de Navarra, zona en la que se han suprimido los aparcamientos
Leyre Ruiz

La calle Doña Blanca de Navarra, situada en el barrio de Las Delicias de Zaragoza,  ha perdido recientemente entre siete y ocho plazas de aparcamiento a uno de sus lados, lo que ha complicado aun más la tarea de encontrar un lugar en el que estacionar.

Las plazas eliminadas se encontraban al final de la calle, junto a la intersección con la calle Bolivia, muy cerca de la avenida Vicente Berdusán. Hasta el pasado 26 de marzo era posible aparcar en esa zona, pero a partir de ese día, el Ayuntamiento de Zaragoza prohibió tanto estacionar como parar en un tramo de la acera de los impares, lo que ha generado diversidad de opiniones entre los vecinos.

“Cuando lo vi pensé que a partir de entonces iba a ser todavía más difícil aparcar, porque de por sí ya es complicado en esa zona”, señala una ciudadana que reside muy cerca de Doña Blanca de Navarra. Y es que tanto en esa calle como en las adyacentes, hay numerosos garajes y zonas azules. En buena parte de la calle Italia, por ejemplo, el estacionamiento es regulado y solo en Doña Blanca de Navarra hay una decena de vados. “Al final, que quiten aparcamientos te condena a seguir dando vueltas de más para poder dejar bien el coche”, comenta esta vecina.

No obstante, muchos conductores pierden la paciencia antes de encontrar un hueco en el que aparcar correctamente y dejan sus coches mal estacionados, aunque eso pueda conllevar un duro golpe para el bolsillo. “Me he fijado que a veces en la calle Bolivia y sus adyacentes los dejan subidos en las aceras o pisando la línea amarilla en algunos garajes, aunque se juegan que venga la grúa”, afirma. Y cabe recordar que Zaragoza ostenta el título de ser la capital de provincia con el servicio de grúa más caro del país, ya que la retirada de un vehículo puede costar al infractor 180 euros más otros 25 por cada día de estancia en el depósito.

“El día que pintaron la línea amarilla toda la calle se llenó de pegatinas amarillas y rojas de coches que se llevó la grúa. No hubiera estado de más que avisaran a los vecinos días antes para evitar el perjuicio de que se te lleven el coche”, concluye la vecina.

Sin embargo, fuentes municipales aseguran que la eliminación de estos aparcamientos “se señalizó previamente” y que la decisión de prohibir el estacionamiento en uno de los dos lados de la calle se debe a que “el camión de la basura no podía pasar”.

“Había camiones y furgonetas grandes que en función de la anchura que tuvieran los coches aparcados, literalmente no cabían. Yo he visto al camión de la basura tener que recular”, comenta un comerciante de la zona.

Para otros, la eliminación de las plazas de aparcamiento es una simple anécdota e incluso aplauden la medida del consistorio, especialmente porque creen que así se garantiza mejor la seguridad de los vecinos. “Tú imagínate que se incendia el quinto piso de ese edificio. A ver por dónde iba a pasar el camión de bomberos con la escalera”, señala el operario del taller mecánico que hay frente a los aparcamientos. “Para mí es mucho mejor así porque me facilita sacar los vehículos. Antes tenía que moverlos aquí dentro para enfilarlos y poder salir de cara y si no, hacer mil maniobras”, apunta.

Sea como sea, lo cierto es que la falta de aparcamiento en Las Delicias es uno de las quejas más repetidas por los vecinos. Así lo señaló la última encuesta de

de A+M para HERALDO sobre las principales reivindicaciones de los residentes del distrito.

Hace tan solo unos días, los vecinos de La Almozara también denunciaron la escasez de aparcamientos en la vía pública y reclamaron más información sobre el futuro parking de La Aljafería. En la actualidad estacionan sus vehículos en varios descampados, pero aseguran que se trata de una situación alegal y temen que puedan empezar a multarles.

Etiquetas
Comentarios