Despliega el menú
Zaragoza

Sucesos en Zaragoza

Detenido un jugador de fútbol por agredir al portero del equipo contrario

Le pegó un puñetazo en la cara cuando el guardameta se acercó para mediar en una tangana que se había organizado.

futbolistaherido
La víctima, en los vestuarios, después de que se produjera la violenta agresión.
HA

La Policía Nacional detuvo el pasado martes por la noche a un jugador de 23 años del CD San Pablo por haber golpeado al guardameta del Mann Filter durante una tangana que se organizó en el partido. El incidente se produjo pasadas las 21.00 en las instalaciones del colegio de Salesianos, donde se disputaba un encuentro de la liga Deporte Laboral que había sido muy tenso desde el comienzo. El portero recibió un fuerte puñetazo en la nariz y tuvo que acudir a un centro hospitalario de la capital aragonesa, donde le enderezaron el tabique nasal y le pusieron dos puntos de sutura en el labio.

La agresión se produjo cuando estaba parado el juego y el portero se estaba acercando hasta el área pequeña contraria después de que uno de sus compañeros del Mann Filter recibiera una fuerte entrada y se estuviera originando una discusión. En ese momento, el jugador del CD San Pablo se echó a correr hasta él y a mitad de campo lo interceptó y le pegó un puñetazo en el rostro. La trifulca que se montó a partir de ese momento fue todavía aún mayor, ya que el guardameta comenzó a sangrar abundantemente por la nariz. El agresor, al ver el resultado de su violenta acción, se marchó corriendo del campo.

Agente fuera de servicio

Un compañero del herido avisó a la Policía Nacional, que envió una dotación aunque el jugador del Mann Filter ya no estaba allí. Mientras tanto, según relataron los mismos testigos, un agente fuera de servicio que se encontraba en esos momentos en las instalaciones deportivas para jugar otro encuentro de fútbol se interesó por el estado de salud de la víctima, la atendió y efectuó distintas gestiones que facilitaron la identificación, localización y posterior detención del autor del puñetazo.

El joven, identificado como B. H., fue trasladado a las dependencias policiales en la noche del martes y ayer, miércoles, pasó a disposición judicial como presunto autor de un delito de lesiones, según confirmaron fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón.

Al parecer, según las fuentes consultadas, el arrestado ya ha protagonizado otros episodios violentos en partidos de fútbol cuando aún era menor de edad y uno de sus hermanos se ha visto igualmente implicado en hechos similares. 

Este caso será uno más de los que últimamente están llegando a los tribunales ordinarios, ya que las lesiones son producto de agresiones ajenas a los lances del juego.

Condenas de cárcel

Los calentones por los lances del juego llegan en ocasiones a agresiones injustificadas con graves resultados. Para las víctimas, por que sufren lesiones y secuelas, y para los autores, porque pueden acabar en prisión.

Ejemplos hay de condenas de cárcel por haber roto huesos o dientes de cabezazos o puñetazos. El pasado enero, un futbolista de 33 años fue juzgado por romper la nariz a un árbitro durante un partido de la Liga Delicias Futzaragoza disputado en octubre de 2017 en el Parque Deportivo Ebro. La Fiscalía solicitó 4 meses de cárcel y 2.153 euros de indemnización y la acusación tres años de prisión.

En 2016, un joven de 26 años fue condenado a un año y medio de cárcel por romper un diente a un contrincante de un cabezazo. En diciembre de 2015, otro jugador recibió una condena de siete meses de prisión por las lesiones que causó a un contrario de un puñetazo.

Etiquetas
Comentarios