Despliega el menú
Zaragoza

Sucesos en Zaragoza

Una fiesta de los Quintos con final accidentado en Pinseque

Un joven ebrio y sin carné se dio a la fuga a toda velocidad por las calles del municipio y fue detenido tras causar un choque múltiple.

Accidente coche Pinseque
Estado en el que quedó el coche que conducía el fugado tras chocar contra otros dos vehículos.
HA

La Policía Local de Pinseque detuvo el pasado fin de semana a A. L. G., de 25 años, por conducir sin carné y ebrio y protagonizar una peligrosa fuga a gran velocidad por las calles del municipio que acabó con un choque múltiple. Afortunadamente, la persecución se produjo durante la madrugada del domingo y tan solo hubo que lamentar daños materiales. Como consecuencia del choque, el fugado quedó bastante aturdido, pero solo sufrió contusiones y no fue preciso trasladarlo a un centro hospitalario. De hecho, fue conducido a dependencias policiales para tomarle declaración como presunto autor de un delito contra la seguridad vial y otro de desobediencia.

Los hechos se produjeron en el entorno de la plaza de España, donde esa noche los quintos de Pinseque celebraban su tradicional fiesta. Sobre las 5.00, una patrulla de la Policía Local hizo señales luminosas al conductor de un Volkswagen Golf para que se detuviera. Sin embargo, este hizo caso omiso, pisó al acelerador y se dio a la fuga. Los agentes salieron tras él, atravesando la Calle Mayor, la calle del Campo y la avenida de la Estación, hasta que, al hacer un giro a la derecha para acceder a la avenida de Planillas, el huido perdió el control del coche, pegó contra un bordillo y empezó a girar sobre su eje.

El Volkswagen Golf chocó entonces contra dos turismos que estaban correctamente estacionados, provocándoles daños de consideración. De ahí que la Policía Local se pusiera después en contacto con sus propietarios para informarles de lo ocurrido y de su derecho a denunciar al causante del choque por los daños sufridos.

Al sospechar que el fugado podía circular bajo los efectos del alcohol e incluso de alguna droga, se le hicieron sendas pruebas de medición. Al final, dio positivo –con una tasa de 0,69 mg/l– en bebidas alcohólicas, por lo que se abrieron diligencias por un delito contra la seguridad vial. No se le imputó la conducción temeraria porque no llegó a poner en concreto peligro a nadie.

Etiquetas
Comentarios