Despliega el menú
Zaragoza

El convento de Gotor, escenario de una boda casi un siglo después

El enlace nupcial despertó expectación entre los vecinos de esta localidad de la comarca del Aranda.

Los novios, ya como marido y mujer, a su salida.
El convento de Gotor, escenario de una boda casi un siglo después
P. López Rojo

La celebración de una boda es un momento inolvidable para los contrayentes y familiares pero si además se celebra en un lugar emblemático de una pequeña localidad permite escribir un capítulo en la historia del municipio. Es lo que ocurrió en Gotor hace unos días, con la celebración del matrimonio civil de Laura Sebastián y Raúl Andrés, que se dieron el ‘sí quiero’ en el Trinquete del convento de los Dominicos. El enlace nupcial despertó expectación entre los vecinos de esta localidad de la comarca del Aranda.

Estos dos jóvenes, ella natural de Gotor y él de Mesones de Isuela, pasarán a la historia local, por ser la primera pareja que celebra un enlace civil en el interior del convento, concretamente en la zona del Trinquete. La iglesia de este majestuoso edificio había albergado su último enlace, en su caso religioso, hace casi un siglo, según recuerdan los vecinos de mayor edad.

Laura Sebastián, muy conocida en la localidad y también en Illueca al ser profesora del colegio Benedicto XIII, se siente muy orgullosa: "Lo tenía muy claro. Para mí, como para el resto de vecinos de Gotor, el convento es un lugar muy significativo, es el edificio más importante y del que tengo numerosos recuerdos de cuando era niña y jugábamos por allí".

La boda de esta joven pareja, que además ha fijado su lugar de residencia en Gotor, fue seguida muy de cerca por los invitados, pero también por el resto de vecinos, que quisieron así acompañarles en este día tan especial. En el caso de la novia, desde la propia salida de la casa familiar, muy cerca del convento. La pareja ha agradecido la implicación del alcalde de Gotor, José Ángel Calvo, que en todo momento les facilitó poder hacer realidad el deseo de casarse en estas instalaciones, que lucieron con todo su esplendor para la ocasión.

Se trata además de la primera vez que se celebra un enlace civil en este edificio renacentista del siglo XVI. El acontecimiento despertó expectación entre los vecinos

Etiquetas
Comentarios