Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

El Rey del Cachopo negó ante la juez que fuera novio de Heidi

Encuentran una huella del hostelero en un bote de sosa cáustica que estaba junto a la maleta que tenía el torso de la víctima.

El Rey del Cachopo junto Heidi Paz.
La declaración de un taxista apunta a César Román, "El Rey del Cachopo" como autor de la muerte de su novia
Atlas

César Román Virueque, el empresario conocido como el ‘Rey del Cachopo’ que fue detenido en Zaragoza el pasado 16 de noviembre, negó ante la magistrada del Juzgado de Instrucción 32 de Madrid que fuera novio de Heidi Paz, la joven hondureña de 25 años cuyo cuerpo fue hallado descuartizado en una nave de Usera (Madrid).

El hostelero mantuvo su inocencia en el crimen y declaró que mantenían "relaciones sexuales esporádicas" pero que lo habían dejado "un mes y medio antes" de que se encontrara el torso de la víctima en una maleta el pasado 13 de agosto, al desatarse un pequeño incendio en el sótano de un edificio situado en el número 3 de la calle de Sebastián Gómez. La Policía encontró un mensaje supuestamente escrito por ella en el que le dijo que no la buscara más y, según fuentes de la investigación, una semana antes de su muerte, el empresario hostelero le pidió matrimonio y le hizo entrega de un anillo que la mujer acabó tirándoselo a la cara.

Asimismo, César Román manifestó que solía llevar dos tipos de maletas (una cartera para documentos y otra tipo trolley) y siempre se movía con un chófer porque no sabía conducir o contrataba taxis. Respecto a la maleta pesada que trasladó a esa nave, tal como declaró un taxista a la Policía (dijo que lo llevó el 5 de agosto, le ayudó a llevarla porque pesaba unos 60 kilos), negó que se trataba de la que encontraron los Bomberos cuando acudieron a apagar el fuego.

La investigación de la Policía condujo al Rey del Cachopo por la declaración del taxista y porque en la nave donde se encontró parte del cuerpo de Heidi Paz encontraron sus huellas en alguno de la decena de botes de sosa caustica que estaban al lado de la maleta, según las mismas fuentes de investigación. Esa sustancia se pudo utilizar para amputarle los pechos a la víctima, que llevaba prótesis de silicona, ya que sus restos aparecieron abrasados y cubiertos de sosa cáustica, al que le faltaba la cabeza y las extremidades con el fin de entorpecer su identificación. Además, apareció también una papelera llena de papeles quemados en casi un 95% y lo que se pudo rescatar se está procediendo a examinar por si hay alguna prueba sobre el asesinato.

El Rey del Cachopo manifestó que había huido a Zaragoza donde se buscó la vida para trabajar de cocinero en el bar Gerardo, en el barrio de Delicias, porque tenía unas deudas y optó por esconderse. Eligió la capital aragonesa, donde nació su abuelo, quien los crió a él y a su hermana cuando los abandonaron sus padres, y se dedicó a la hostelería, como su nieto que llegó a tener cinco restaurantes en Madrid.

Competencia judicial

La titular del Juzgado de Instrucción 32,  Rosa María Freire, después de tomar declaración al investigado y decidir su entrada en prisión de Soto del Real se inhibió en favor del juzgado de Violencia sobre la Mujer número 6, que acaba de recibirlo. Esta decisión fue recurrida por el abogado defensor Javier Notivoli en reforma ante la juez y en apelación ante la Audiencia de Madrid, porque considera que no se trata de un caso de violencia machista entre una pareja.

Si finalmente la titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer 6 de Madrid prosigue la investigación, la ley le conduce a pedir una nueva declaración de César Román, quien mantiene su inocencia.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión