Despliega el menú
Zaragoza

La Policía busca a los asesinos de Movera mientras rastrea móviles y llamadas

Los agentes investigan el entorno de la víctima y su pareja y los enemigos que pudieran tener.

Matan de un tiro a una joven de 28 años en una urbanización de Movera
Matan de un tiro a una joven de 28 años en una urbanización de Movera
Guillermo Mestre

Los asesinos de la joven María Marian, de 28 años, continúan sin ser detenidos. La Policía investiga en el entorno tanto de la víctima como de su compañero sentimental, José N. T., de 70 años, que el viernes regresó a la prisión de Zuera donde cumple condena por tráfico de drogas. Los agentes tratan de averiguar quiénes tenían malas relaciones con la pareja, pero especialmente con el varón, vecino de Movera desde hace muchos años y dueño de la finca y de la vivienda donde se cometió el crimen.

Como ha publicado Heraldo, las pesquisas parecen apuntar más a un fallido intento de secuestro que a un asesinato planificado, cometido por personas que pensaban obtener de José N. T. un dinero, ya que la pareja había recibido en los últimos tiempos unos ingresos extras.

Esta posibilidad vendría avalada también por la forma en que los agresores, que iban encapuchados, abordaron a la víctima. Todo indica que se aproximaron a ella cuando estaba descargando las bolsas de la compra del maletero de su coche y el que empuñaba la pistola la apuntó a muy corta distancia en un costado y, puede que tras algún tipo de forcejeo o contacto, disparó. El tiro entró por un lado y salió por el otro y, de la misma forma que afectó a varios órganos vitales y fue mortal de necesidad, podía no haber dañado ninguno. En cualquier caso, la joven quedó malherida en el suelo y el pistolero no la remató.

La Policía investiga los teléfonos móviles y las llamadas de la víctima y de José N. T. y también las que se pudieron hacer o recibir en ese punto de la urbanización Torre Urzaiz, donde está ubicada la finca, en las horas anteriores y posteriores al crimen.

El asesinato se produjo poco antes de las 20.00 del miércoles, cuando María Marian llegó en coche a la casa con su hermana tras haber estado de compras con una amiga en Puerto Venecia. Los funcionarios indagan si los pistoleros estaban esperando su llegada, siguieron su vehículo desde el centro comercial, o incluso si tenían un cómplice que hizo el seguimiento.

No obstante, como el viernes indicó la delegada del Gobierno en Aragón, Carmen Sánchez, en la investigación se siguen barajando «todas las hipótesis». La responsable indicó que el operativo de búsqueda para localizar y detener a los hombres que dispararon a esta joven seguía en marcha y que, mientras tanto, se había reforzado la seguridad y la presencia policial en ese barrio rural de Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios