Zaragoza
Suscríbete por 1€

Bigotes por una buena causa

El movimiento ‘Movember’ nace en Australia en 2003 en pro de una mayor difusión de la salud masculina.

Barbería del Tío Jorge
Bigotes por una buena causa
C. I.

Un hecho tan simple como el cambio de look en un hombre suele despertar un gran revuelo entre su círculo de confianza. Partiendo de esta premisa, y aprovechando esta curiosidad, hace 15 años nacería en Melbourne, Australia, de la mano de un grupo de amigos esta iniciativa que se basa en dejarse bigote por una buena causa. El movimiento, que pasaría a denominarse ‘Movember’ –término que nace de la contracción de dos palabras inglesas, Moustache (bigote) y November (noviembre)- daría el salto a todo el mundo de la mano de la Fundación del mismo nombre cuyo objetivo es difundir la salud masculina.

En un momento en el que las barbas se han ‘comido’ literalmente el mercado de la belleza masculina, el simple hecho de dejarse bigote se ha convertido en un acto llamativo capaz de generar conversaciones, ya que a la pregunta de ¿y ese cambio?, la respuesta es directa: “Es una iniciativa que trata de dar difusión a temas poco tratados entre los hombres como son el cáncer de próstata o de testículos o la depresión, entre otros”. Así, poco a poco, se consigue su objetivo final: que los hombres hablen entre ellos.

En Aragón son muchos quienes que se organizan en torno a esta causa, en algunos casos en forma de equipos gracias a la plataforma ‘Movember Spain’ como hizo hace ya cinco años Óscar Calderón, vecino de Monzón que con su equipo, ‘Moustardes’, ha logrado recaudar más de 700 euros hasta la fecha. “Conocí la iniciativa cuando vivía en Alemania. Llegó un compañero a la oficina con bigote, le pregunté y me explicó todo. Ese año no me animé pero al año siguiente me sumé al movimiento”, explica el oscense.

En su caso, ha creado un grupo formado por más de 40 personas que, de forma voluntaria, realiza donaciones y organiza actos solidarios para recaudar fondos para la fundación internacional. “Un compañero preparó una tortilla y pagábamos un euro por pincho y otro organizó un torneo de pádel. Es dinero que va destinado a campañas publicitarias, charlas, y sobre todo a dar difusión a estos temas que permanecen en un segundo plano”, afirma. Se trata, en su opinión, de una manera “original y divertida” de tratar este tema. “Tenemos que hablar entre nosotros sin tabús, hacernos pruebas, comunicarnos… no es ninguna tontería”, asevera.

Precisamente, dentro de su equipo se encuentra Jorge Villarroya, gerente de la Barbería del Tío Jorge, ubicada en la calle Pedro María Ric de Zaragoza. “Este mes estamos explicando a todos nuestros clientes en qué consiste la iniciativa, y la verdad es que ya hemos realizado bastantes afeitados de este tipo y a final de mes organizaremos una fiesta para recaudar fondos”, explica. "Es una manera de sacar temas poco hablados entre nosotros, parece que nos dé más vergüenza tratar algunas cuestiones entre hombres”, reivindica el barbero.

El zaragozano, que abrió su primera barbería en el Actur –en la calle Virginia Wolf- en 2015, asegura que la gente sigue fiel al look de la barba, pero cada vez más corta y más cuidada. “Desde 2013 todos los meses de noviembre me dejo bigote aunque no se ven muchos, era algo más típico en los años 70 y 80 aunque gracias a eso logra sorprender a la gente y generar este impacto”, concluye mientras termina el afeitado de Jorge Alfaro.

“Es la primera vez que veo mi barbilla en 15 años”, afirma nada más ponerse las gafas y verse en el espejo. Se trata de uno de los vecinos de Zaragoza que se ha sumado al movimiento ‘Movember’ durante este mes. “Me enteré hace un año pero no hice nada, este año me lo comentaron aquí y dije, por qué no”, explica. En su opinión, se trata de una iniciativa “muy divertida y por una buena causa”. “Parece que habitualmente se habla de las enfermedades que afectan a las mujeres y nos olvidamos de las nuestras, creo que es algo muy necesario, además enseguida vuelve a crecer la barba”, bromea.

A su lado se encuentra Sergio Traín, zaragozano de 25 años más acostumbrado a este ‘look’ pero que no quería perderse esta iniciativa. “La conocí por internet hace años y quería aportar mi granito de arena. Espero que funcione en mi entorno y que se anime más gente en lo que queda de mes”, asegura.

También es cosa de ‘ellas’

Por supuesto, este movimiento ha visto en internet un fiel aliado. Sin ir más lejos, en Facebook existe la página ‘Movember Zaragoza’, creada en 2014 y que, en palabras de su gestor, se trata de un perfil “donde se aglutinan todos los eventos que organizan los MoBro y MoSista de Zaragoza”. Un movimiento al que también contribuyen muchas mujeres que, o bien con un bigote postizo, o con un gesto improvisado, suben sus fotos a las redes sociales para difundir esta causa.

Empresas locales como Voga Estilistas, Gallagher Tavern, la Sala López o varios equipos de rugby forman parte de este equipo digital. “Tratamos de difundir las actuaciones que realizan en torno al cáncer de próstata, testicular, salud mental y promoción de la salud masculina con el objetivo de crear una red de colaboración”, explica Jorge Prádanos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión