Despliega el menú
Zaragoza

Un acusado de maltratar a su exmujer termina denunciado por tráfico de hachís

Cuando la Policía lo detuvo por la presunta agresión halló en su poder 48,5 gramos de hachís y medio de ‘speed’.

El juicio se celebrará en la Cuidad de la Justicia.
El juicio se celebrará en la Cuidad de la Justicia.
Heraldo.es

Pedro Javier G. R., de 27 años, que será juzgado este miércoles, se enfrenta a una pena de un año de cárcel por un delito de malos tratos a su exmujer y madre de sus dos hijas. El joven fue arrestado el pasado 6 de octubre tras mantener una discusión con la mujer cuando esta acudió a su domicilio, en el que vive con sus padres, para recoger a las niñas, de 21 meses y 3 años de edad.

Según denunció la joven, de 23 años, al entrar al piso observó que en la mesa del salón y a la vista de las menores había cierta cantidad de marihuana y su hija menor estaba jugando con un utensilio empleado para cortar la droga. Además, aseguró que su exmarido y el padre de este estaban en ese momento sentados en el sofá consumiendo la sustancia.

La mujer recriminó la actitud a Padro Javier G. R., a lo que este reaccionó violentamente, se levantó y le golpeó en la cara, según denunció. Añadió que logró quitárselo de encima y entonces fue su exsuegro quien le dio una bofetada con el anverso de la mano. Seguidamente notó que alguien, que resultó ser su exsuegra, la agarraba de los pelos por detrás y le tiraba con fuerza de l cabeza.

Añadió que, después, Pedro Javier G. R., la empujó contra el marco de la puerta y abandonó la vivienda. La discusión continuó con sus padres pues, según denunció, no le permitían llevarse a las niñas. Los gritos y los insultos fueron escuchados por la actual pareja de la joven, que la esperaba en la calle. El hombre subió y, finalmente, entre ambos se marcharon con las pequeñas.

Ya en la calle, la mujer llamó a la Policía Nacional y contó a los agentes lo ocurrido. Los funcionarios subieron al domicilio y los padres de Pedro Javier G. R. negaron todo lo que les había narrado la joven, dijeron que había sido ella quien les había atacado y explicaron que su hijo se había marchado del piso.

La Policía decidió dar una batida por la zona y localizó a Pedro Javier G. R. en las inmediaciones., En un cacheo superficial, descubrieron en el bolso bandolera que llevaba una tableta de hachís con un peso de 48,2 gramos, así como 0,4 gramos de 'speed' y 422 euros fraccionados. Por todo ello, los agentes decidieron arrestarlo por un delito de malos tratos y otro de tráfico de drogas.

No obstante, al primer juicio al que se enfrentará Pedro Javier G. R. será al de presuntos malos tratos, delito por el que la Fiscalía le pide un año de prisión, así como la prohibición de acercarse a su exmujer a menos de 200 metros durante dos años. Igualmente, solicita para los padres del acusado sendas penas de dos meses de multa, a razón de 8 euros diarios, por dos delitos leves de lesiones.

Por su parte, el abogado de los tres acusados, Carlos Vela, solicita la absolución para ellos puesto que mantiene que los hechos no sucedieron como relata la joven. De hecho, su exmarido asegura que fue ella quien le agredió tras presentarse en su casa y ver que él estaba allí, pues las niñas se las había dejado a los abuelos. Añade que no le deja ver a las pequeñas y que lo ha denunciado falsamente. Sobre la droga que le incautó la Policía, afirma que es para su consumo y que compra la que va a tomar a principios de cada mes.

Etiquetas
Comentarios