Despliega el menú
Zaragoza

La cuantía de los contratos menores se ha disparado un 160% desde que gobierna ZEC

Si en 2015 se gastaron 2,2 millones mediante este sistema de contratación, en 2017 la cifra subió a 5,8. Rivarés achaca el incremento a los presupuestos participativos y el PP exige una reducción urgente

Rivarés y la directora general de Economía, Ana Sanromán, en la última comisión del Área, celebrada el pasado mes de julio.
Rivarés y la directora general de Economía, Ana Sanromán, en la última comisión del Área, celebrada el pasado mes de julio.
Oliver Duch

La contratación menor bate récords en el Ayuntamiento de Zaragoza. Desde que ZEC accedió al gobierno municipal en 2015, este sistema de contratación ha registrado un incremento del 160%: si en 2015 se adjudicaron mediante esta fórmula obras y servicios por valor de 2,2 millones de euros, en 2017 la cifra se disparó hasta los 5,8, después del fuerte aumento que ya se produjo en 2016 (3,2 millones) y que fue muy criticado por los partidos de la oposición.

Los contratos menores están permitidos para gastos que no superan determinados umbrales económicos –15.000 euros en el caso de servicios y suministros y 40.000 euros para las obras–. Pensados para favorecer una tramitación más ágil, no tienen que seguir los trámites de un concurso público, por lo que su mayor utilización ha supuesto reiteradas polémicas en el Ayuntamiento.

Aunque están previstos en la ley y se fiscalizan desde la intervención general, la oposición critica el "abuso" de este sistema, dado que sostiene que puede esconder adjudicaciones "a dedo" a personas o entidades afines o incluso prácticas proscritas, como el fraccionamiento de contratos.

Por ejemplo, en el pleno del pasado mes de enero se llegó a dar cuenta de 147 contratos de una tacada, que sumaban un valor de 2,8 millones, hecho que propició una gran bronca entre ZEC y el resto de partidos. Los grupos de la oposición criticaron por ejemplo que hubiera hasta 12 contratos con un mismo proveedor de parques infantiles, en lugar de haber encargado el trabajo mediante un único concurso público.

Incremento acusado

La web del Consistorio zaragozano detalla el volumen de contratos suscritos por la administración municipal. Se informa de que los contratos menores ya representan el 19,5% del total, un porcentaje que estaba en el 6,4% en 2016 y en el 4,6% en 2015. Se aporta además un listado de todos los contratos de este tipo que se adjudicaron en 2017 y que ascienden a 427.

Respecto al resto de los tipos de contratos también se dan datos. Los tramitados por un procedimiento abierto, es decir por concurso público, representan el 72% del total y suponen una cuantía de 21,6 millones de euros. Los contratos directos, vinculados a acuerdos marco de suministros diversos, suman 1,2 millones (un 4,2%).

Además están los procedimientos negociados sin publicidad, que también pueden ser objeto de controversia, y que se suelen justificar cuando un determinado servicio solo puede ser ofrecido por un licitador o cuando se ha producido un intento infructuoso de contratar mediante otro sistema. En este caso, se han gastado 1,2 millones, un 4,3%. El dato también supone un incremento respecto a 2015, cuando los procedimientos negociados sin publicidad ni concurrencia supusieron 281.667 euros (un 0,6%).

Respecto a los contratos menores, el 55,8% son de obras (3,2 millones de euros). Los de suministros (1,2 millones) representan el 20,9% del total y los de servicios el 23,4% (1,3 millones). Desde que gobierna ZEC se ha producido un progresivo incremento del peso de los contratos menores de obras, que en 2015 suponían el 37,6%. En los contratos no menores, las obras representaban en 2017 el 18,7%, dado que predominan los de servicios (41,7%).

El último encontronazo entre gobierno y oposición a propósito de los contratos menores se produjo en la comisión de Economía celebrada el pasado mes de julio. El concejal responsable de esta área, Fernando Rivarés, hizo una defensa entusiasta de la contratación menor. "Son legales y apoyan a las pymes de Zaragoza, que son las que sostienen la economía de esta ciudad", explicó el edil.

Achacó el incremento de la contratación menor al aumento registrado en los presupuestos municipales entre 2016 y 2017. Pero sobre todo citó los presupuestos participativos, dotados con 5 millones de euros, que obligaron el pasado ejercicio a encargar de forma acelerada gran cantidad de pequeñas obras. "Hay un enorme porcentaje que han de ejecutarse con contrato menor. Antes no había presupuestos participativos", declaró Rivarés, que llegó a decir que "ojalá hubiera más".

"Es lamentable"

Pero el PP consideró que el aumento de este tipo de contratación "es lamentable y va en contra de la concurrencia y de la búsqueda del menor precio posible". "Han más que duplicado el gasto en contratación menor. Y es una de las cuestiones más criticadas en todas las administraciones", afirmó la edil del PP María Jesús Martínez del Campo, que preguntó por este asunto en la comisión de julio.

La concejal exigió que se convoque una comisión de vigilancia de la contratación "para ver qué ha ocurrido". "Hay que tomar medidas para que la contratación menor se reduzca", afirmó Martínez del Campo, que añadió que "algunos de los contratos han ido dirigidos a personas vinculadas a ZEC".

Etiquetas
Comentarios