Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Declarado culpable de asesinato el vecino de Épila que mató a otro de un disparo

Estaba enfadado con la víctima por un malentendido en la venta de una vivienda cueva en la que pretendía hacer unas obras que no eran legales. Será condenado a una pena de entre 16 y 24 años de cárcel.

Cecilio Giménez es conducido por la Policía a los calabozos tras escuchar el veredicto.
Cecilio Giménez es conducido por la Policía a los calabozos tras escuchar el veredicto.
Heraldo.es

Un jurado popular ha declarado este lunes culpable de asesinato a Cecilio Giménez Giménez, de 57 años, por el asesinato del vecino de Épila Javier Martínez Gracia, de 51. El tribunal considera probado que el 3 de febrero de 2017 el acusado se presentó en el domicilio de la hermana de la víctima con la intención de solventar un problema con una casa que había adquirido en 2011 a Javier Martínez.

A su entender, cuando la compró pensaba que podía hacer unas obras, como cubrir el patio, pero realmente no era así ya que ese espacio no era suyo y el ayuntamiento exigía que derruyese la cubierta. Como las explicaciones que le dio María Victoria Martínez no le convencieron y reclamaba la presencia de su hermano Javier, la mujer acabó llamándole para que acudiera a la puerta de casa, ya que Cecilio Giménez no atendía a razones.

En un principio, las palabras del hermano lo tranquilizaron aparentemente, pero cuando dieron por zanjada la discusión y Javier Martínez se dio la vuelta para disponerse a entrar a la casa de su hermana al tiempo que levantaba un brazo en señal de despedida, Cecilio Giménez sacó una pistola de una bandolera que portaba y le disparó a no más de 30 centímetros de distancia.

El proyectil le atravesó el pulmón izquierdo y le causó una hemorragia masiva interna y le produjo la muerte en minutos. El revólver, probablemente del calibre 38, nunca fue encontrado, aunque el jurado popular ha declarado al acusado culpable también de un delito de tenencia ilícita de armas. El jurado lo declara inocente de un delito de amenazas a la hermana del fallecido.

De acuerdo con el veredicto, la fiscal Pilar Cavero ha solicitado una condena de 18 años de prisión por el asesinato más un año y medio por la tenencia de armas y una indemnización de 300.000 euros para la mujer y los dos hijos de la víctima, penas que la acusación particular, a cargo de las abogadas Soraya Laborda y Laura Vela, han elevado a 24 años de cárcel. Por su parte, el abogado de la defensa, Javier Elía, ha solicitado que la pena sea de 16 años.

El jurado se ha mostrado contrario a plantear el indulto del acusado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión