Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Roban en supermercados y ocultan la mercancía en maillots de ciclista

La Policía Nacional de Calatayud detiene a tres miembros de un grupo itinerante por hurto en superficies comerciales.

Los productos preferidos de los ladrones son el jamón, los ahumados, quesos, bonito, las bebidas alcohólicas caras, como Moët&Chandon, colonias y pequeños electrodomésticos.
Los productos preferidos de los ladrones son el jamón, los ahumados, quesos, bonito, las bebidas alcohólicas caras, como Moët&Chandon, colonias y pequeños electrodomésticos.

La Policía Nacional detuvo esta semana pasada en Calatayud a tres miembros de un grupo itinerante especializados en hurtos al descuido en establecimientos comerciales. Los tres, de nacionalidad rumana y de entre 27 y 38 años, viajaban en un vehículo en cuyo interior hallaron productos valorados en 700 euros. En el centro donde fueron detectados habían sustraído mercancía por importe de 587 euros.

Según fuentes policiales, la forma de actuar de estos individuos, todos con antecedentes, consiste en ocultar los productos en los maillots de ciclismo que visten bajo las ropas de abrigo. En ellos logran esconder decenas de productos y pasar por caja abonando productos de escaso precio. Si los efectos tienen adhesivos de seguridad, los inutilizan antes de salir por la puerta.

Normalmente hacen varias incursiones al centro donde hurtan cuando no son vistos por los empleados y aprovechan a veces las zonas de sombra de las cámaras de seguridad. Si creen que han sido detectados, deambulan por el interior y dejan los objetos en donde pueden para evitar ser sorprendidos. Cuando están seguros de que no les han visto, salen del supermercado, dejan los objetos en el maletero, vuelven a entrar a por más mercancía y pasan por otras cajas distintas a las ya utilizadas. De ese centro se van a otro y así sucesivamente.

"Son muy difíciles de detectar, de ahí la labor importante de los servicios de seguridad y la tarea preventiva de la Policía", señalaron estas fuentes. Explicaron que quizás la tarea más complicada es localizar el origen de los productos. En este caso, tras numerosas llamadas, descubrieron que habían robado en dos superficies comerciales y una farmacia de Calatayud y en Illueca. En otras ocasiones han actuado en Fraga, Tudela, Ricla, Zaragoza y Huesca. Este martes está previsto que sean juzgados por hurto en Calatayud y La Almunia.

Un kilo de marihuana

Por otro lado, un hombre de 43 años, identificado como R. H. N. M., fue detenido el pasado día 19 por transportar en un camión 1.200 gramos de marihuana escondidos entre la carga. Según fuentes policiales, el infractor fue interceptado en un control de la Unidad de Prevención y Reacción en el peaje de la autopista A-2, a la altura de Pina de Ebro.

Sobre las 12.00 de ese día, los agentes dieron el alto al vehículo y nada más abrir la caja percibieron un olor a disolvente y vieron cuatro cajas de madera herméticamente cerradas. Ante la sospecha de que pudieran contener algo ilícito, utilizaron los perros policía, que marcaron uno de los recipientes. Al abrirlos, descubrieron que contenían varios paquetes de plástico envasados al vacío con una sustancia de color verde que resultó ser 1,2 kilos de marihuana. En otra caja encontraron 10 jeringuillas de plástico con una sustancia pastosa que resultó ser aceite de hachís.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión