Despliega el menú
Zaragoza

Vecinos del barrio de El Dique exigen la conexión a la red de agua de Caspe

La asociación de propietarios, que aglutina a unas 200 familias, ha demandado al Ayuntamiento

Miembros de la asociación, junto al monolito por los 50 años del barrio, instalado en 2016.
Miembros de la asociación, junto al monolito por los 50 años del barrio, instalado en 2016.
HA

La asociación de propietarios El Dique, que representa a unas 200 familias de este barrio de Caspe, ha trasladado su "malestar y decepción" con el Ayuntamiento por no incluir en sus presupuestos la conexión a la red municipal de agua y saneamiento. Los vecinos se siente "agraviados" al comprobar cómo el Consistorio ha denegado sus alegaciones y "sigue incumpliendo un acuerdo plenario de 2016". A finales del año pasado presentaron una demanda por silencio administrativo, que ha sido ya admitida a trámite por el juzgado de lo Contencioso–Administrativo número 2 de Zaragoza.

Pilar Mustieles, concejal de Hacienda, explicó que en el nuevo PGOU de 2015 se consideró como suelo urbano consolidado. Los costes y soluciones para resolver los servicios, como suministro de agua de boca y saneamiento, se definirán en el Plan Especial de Infraestructuras. Su redacción salió a licitación en noviembre de 2017, pero quedó desierta. Mustieles señaló que "se podría tramitar a lo largo de este año vía modificación presupuestaria". Sin embargo, desde la asociación de vecinos, trasladaron sus dudas. "No vemos voluntad política por ningún lado y los vecinos nos sentimos desamparados", indicó la presidenta, Pilar Rodríguez.

La urbanización El Dique tiene más de 50 años de antigüedad. Hasta la fecha, los propios vecinos han costeado la construcción y el mantenimiento de toda la red de suministro y distribución, que garantiza el agua de boca a este barrio, también denominado como Pescadores. Está situado junto al pantano de Mequinenza, a dos kilómetros de Caspe aproximadamente. Los propietarios también han asumido la ejecución de fosas sépticas.

Desde la asociación recordaron que anualmente se paga unos 70.000 euros en concepto de IBI al Ayuntamiento de Caspe y otros 50.000 euros que recauda el Instituto Aragonés del Agua por el ICA, a pesar de no depurar sus aguas. "Queremos que se valoren los costes y se inicie el camino para solucionar esta reivindicación histórica de los vecinos", afirmó Rodríguez.

Etiquetas
Comentarios