Zaragoza

Un gato herido por perdigones en Pedrola y 8 envenenados en Alagón

Algunos veterinarios señalan que la práctica de disparar a estos animales es frecuente en Pedrola y Pinseque.

Un gato doméstico en una foto de archivo en un domicilio de Zaragoza
Raquel Labodía

Un gato doméstico fue herido de dos perdigonadas en Pedrola, que le provocó la fractura del húmero de una pata y lesiones en el cuello. La propietaria del animal, que atiende a gatos en el pueblo en su casa, lo trasladó a la Clínica Veterinaria  de Utebo donde le atendieron.

El veterinario Gabriel Zoco ha explicado que las dos perdigonadas eran de distintas épocas porque la reciente era la de de la pata y la anterior fue la del cuello. Extirparon los dos balines en una operación, lo curaron y la dueña del animal se lo llevó a casa para que se restableciera.

"Eran proyectiles de distintas armas. En estos casos acaban en una denuncia al Seprona de la Guardia Civil pero impersonal porque se ignora quién lo hace", ha agregado el veterinario.

El titular de la Clínica Veterinaria de Utebo ha reconocido que esta práctica de disparar a los animales como los gatos es frecuente en localidades próximas como Pedrola y Pinseque. De hecho, ha precisado que suele tratar gatos heridos de disparos indiscriminados un caso cada tres semanas en esa zona de la ribera.

Asimismo, la veterinaria que regenta una clínica en Alagón ha denunciado que también se produjo hace dos semanas la muerte de ocho gatos en la colonia felina de la localidad. "Parece que obedecía a una intoxicación de los animales. Suelen hacerlo con paracetamol o aspirinas, o con raticidas. Es lo más fácil, quitárselos de encima para evitar sus riñas, los olores y la suciedad", ha detallado.

Etiquetas
Comentarios