Zaragoza
Suscríbete por 1€

El Cipotegato más multitudinario

Juan Ortega Sanz, turiasonense de 33 años, recibió una lluvia de tomates bajo la máscara multicolor. El programa incluye hoy la procesión, los fuegos artificiales y el concierto de La Oreja de Van Gogh.

El Cipotegato, ayudado por sus amigos, salió del ayuntamiento, hizo su recorrido y volvió hasta una abarrotada plaza de España, donde coronó la escultura en su honor.
El Cipotegato, ayudado por sus amigos, salió del ayuntamiento, hizo su recorrido y volvió hasta una abarrotada plaza de España, donde coronó la escultura en su honor.
Toni Galán

El Cipotegato 2017 rompió los pronósticos y, a pesar de que el trayecto era largo y con desniveles exigentes, fue de los más rápidos en completar su recorrido. El turiasonense Juan Ortega Sanz, de 33 años, cumplió su sueño e hizo soñar a su vez a todos los que ayer estaban en la plaza de España de Tarazona.

La ciudad ya está en fiestas, tras el sonido de las doce campanadas del ayuntamiento, un mecanismo que fue ajustado los días previos para cumplir con la puntualidad a rajatabla. La expectación era máxima en ese momento, cuando la puerta del consistorio se abrió para la salida de Juan, que iba acompañado de varios amigos.

"Ha sido maravilloso, la verdad es que he vaciado toda la adrenalina que tenía dentro, es un momento indescriptible que tenía muchas ganas de vivir porque lo he soñado muchas veces durante este año pero la realidad de nuevo supera los sueños", dijo a su regreso el protagonista del día.

Su madre, su abuela y sus tíos también le arroparon en este día inolvidable para toda la familia. "Estoy feliz de verlo a él tan contento, muy emocionada porque ha cumplido uno de sus sueños desde crío. No estoy preocupada porque sé que la gente de la plaza y del recorrido le van a apoyar y a ayudar", contó la orgullosa madre, Pilar Ortega.

Efectivamente, así fue y regresó a la plaza apenas doce minutos después de salir por la puerta, cuando las previsiones hablaban de hasta veinte minutos de espera. "La gente que ha estado a mi lado me ha ayudado mucho y ha sido mucho más fácil de lo que esperaba", reconoció Juan. En su trayecto subió hasta el barrio de San Miguel, donde colocó un pañuelo junto a la foto de Jacinto Sanz, párroco y familiar, en un momento muy emotivo que contó con el respaldo de cientos de vecinos que recordaron al sacerdote fallecido hace unos meses. También fue especial pasar junto a la casa de sus abuelos en la calle Los Laureles. "La ciudad ha estado espectacular, no cabía un alfiler por el recorrido, y en el barrio de San Miguel ha sido muy especial", dijo el joven turiasonense.

En la estatua gozó como un niño, alargando el momento para su disfrute y el de todos los presentes. Allí miró al cielo en varias ocasiones, "para compartir esos bonitos momentos con mi abuelo".

Fue el Cipotegato más multitudinario de cuantos se recuerdan, algo que ya se preveía viendo cómo estaba la ciudad desde el viernes. "Siempre estamos en la tesitura de si lo es o no, lo que sí que es cierto es que la fiesta tiene una mayor presencia de personas que vienen de otros lugares. Es un elemento de referencia de ciudad, de haber sabido venderlo hacia el exterior", aseguró el alcalde, Luis María Beamonte.

Casi un centenar de efectivos velaron por la seguridad de todos los presentes, con el puesto de mando avanzado ubicado en la misma casa consistorial. No hubo grandes incidentes, solo pequeños sustos y caídas, como la que sufrió uno de los acompañantes del Cipotegato en la salida, que terminó con un esguince.

Día de Fiesta Mayor

Hoy las fiestas dejan la algarabía para centrarse en la conmemoración del traslado de la reliquia de San Atilano desde Zamora hasta Tarazona en el siglo XVII. Juan Ortega recibirá un homenaje en la plaza de España, desde donde arrancará a continuación la ofrenda de flores y frutos a la Virgen del Río, patrona de la ciudad.

La catedral acogerá la misa solemne en honor del patrón San Atilano, con el obispo de la diócesis de Tarazona, Eusebio Hernández, y la Coral Turiasonense. Tras la eucaristía, representantes de las cinco peñas de la ciudad portarán a hombros la reliquia en una procesión por el centro y una actuación de la escuela municipal de jota bailada y cantada cerrará la mañana. Por la tarde habrá concurso de recortes en la plaza portátil, talleres infantiles, encierro para niños con carretones, espectáculo en el Teatro Bellas Artes, fuegos artificiales, concierto de La Oreja de Van Gogh, más música en el Espacio Joven del parque de Pradiel y verbena.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión