Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

La oposición tumba el intento de ZEC de pagar dos préstamos para salir del plan de ajuste

El pleno fuerza la retirada del expediente tras la negativa del gobierno a facilitar todos los informes. PP, PSOE, C’s y CHA dudan de que la operación sea ventajosa y critican al alcalde por "mentir".

Junta de portavoces. Carlos Pérez (PSOE) pidió ayer una junta de portavoces para debatir sobre el proceso judicial que se sigue por la caída de una viga en la carpa del Oktoberfest. En la imagen, entrega la solicitud a Pablo Muñoz (ZEC), ante Alberto Cubero, que ha sido citado a declarar como investigado.
La oposición tumba el intento de ZEC de pagar dos préstamos para salir del plan de ajuste
José Miguel Marco

El gobierno de ZEC se volvió a estampar en su minoría. PP, PSOE, Ciudadanos y CHA forzaron ayer la retirada de dos modificaciones presupuestarias para destinar el remanente de 2016, que asciende a 17 millones de euros, a pagar entre otros asuntos dos préstamos con los que el Ayuntamiento de Zaragoza podría salir del plan de ajuste. La oposición en bloque recordó que el gobierno ha incumplido su compromiso de facilitar los informes que deben dar garantías de que la operación planteada es la más ventajosa para el erario.

ZEC evidenció en el pleno municipal su aislamiento, que ha ido a más desde la aprobación del presupuesto. El concejal de Economía, Fernando Rivarés, optó por forzar la situación y pese a no tener acuerdo quiso que la modificación presupuestaria se votara en el pleno. Además de los dos créditos, que suman 11,3 millones, con su propuesta quería saldar 5,6 millones en facturas que habían quedado en los cajones en 2016.

"No podemos seguir condenando a Zaragoza a esta losa", afirmó Rivarés en referencia a las limitaciones que establece el plan de ajuste en materia de captación de préstamos, política de personal o creación de sociedades públicas. Además, el edil subrayó "la mala imagen financiera" que acompaña al plan de ajuste.

Insistió en que se han cumplido todos los requisitos para librar al Ayuntamiento de la intervención estatal, como la estabilidad presupuestaria o el cumplimiento de la normativa de morosidad, pero recordó que aún es preciso amortizar esos dos créditos, vinculados al ICO y al plan de pago a proveedores de 2012.

Rivarés desafió a la oposición. "La valentía hoy no es lo suyo. Querían que lo retiráramos para no tener que votar que no a salir del plan de ajuste. Pues no se retira", afirmó. Y concluyó: "Mójense. No cuela la retirada porque por cobardía no quieran reconocer la buena gestión del gobierno y traten de marcharse de rositas como otras en España últimamente".

Los grupos no solo forzaron la retirada del expediente, sino que criticaron los "gritos" y el "histrionismo" de Rivarés. Al margen de las formas, coincidieron en criticar que no se hayan facilitado todos los informes. En concreto, exigen un análisis comparativo de los créditos municipales, el listado de las facturas pendientes de pago o un informe sobre las consecuencias de salir del plan de ajuste. Y plantearon que cancelar otros créditos puede suponer un mayor ahorro, escenario que negó Rivarés. Recordaron que aunque se salga del plan de ajuste, la ciudad seguirá sometida a las exigencias del plan económico y financiero hasta 2018.

El portavoz del PP, Jorge Azcón, criticó el "ramalazo dictatorial" de Rivarés y aseguró que el gobierno "ha mentido", dado que en una junta de portavoces presidida por el alcalde, Pedro Santisteve, se comprometió a facilitar todos los informes. "Ustedes son los responsables de que esta modificación no salga adelante. Mienten, ocultan información y tienen cero capacidad de diálogo", dijo Azcón, que concluyó: "Consiguen que todos nos pongamos de acuerdo en que son incompetentes e ignorantes".

Javier Trívez, del PSOE, atacó las "reminiscencias fascistoides" de Rivarés por aludir a la valentía y la cobardía. Hizo referencia a distintas hipótesis en materia de costes financieros, a las que Rivarés no supo responder, y aseguró que hay créditos que pueden suponer un ahorro de 6 millones, que compensarían los costes de cancelación. "Hay serias dudas de que su propuesta sea la más rentable", afirmó.

Sara Fernández, de Ciudadanos, atacó "el poco respeto a la junta de portavoces". "Hemos pedido cuatro informes y como en la charcutería nos han dado cuarto y mitad", lamentó. Carmelo Asensio, de CHA, dijo que "hay que salir del plan de ajuste, pero con toda la información". "Esto no es una cuestión de valentía o cobardía, sino de cumplir con la palabra", concluyó.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión