Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Condenado por una paliza en la que le rompió 2 incisivos a otro

Edward Andrés Ospina Ríos ha sido condenado a tres años y medio de prisión por romper dos incisivos y causar una fisura en la mandíbula a Carmelo N. en la paliza que le dio. La Audiencia Provincial de Zaragoza lo declara autor de un delito de lesiones, agravado por la deformidad que sufre la víctima desde entonces, lo que el Código Penal castiga de forma más severa.

El tribunal considera probado que la madrugada del 22 de enero de 2016 el acusado agredió a Carmelo N., a quien no conocía de nada, cuando caminaba por la avenida de César Augusto con un amigo, tras haber estado consumiendo bebidas alcohólicas. Ambos iban silbando, lo que Edward Andrés O. R. interpretó como una provocación ya que, según declaró en el juicio, era un sonido que utilizan los pandilleros para retarse.

Por esta razón, se acercó hasta ellos y, nada más darse la vuelta Carmelo N., le pegó un puñetazo que le hizo caer al suelo, donde le siguió dando patadas, en la cara y la cabeza. A consecuencia de los golpes, la víctima sufrió numerosas contusiones, las más graves la pérdida de las mencionadas piezas dentales y la fisura en el hueso de la mandíbula. El acusado reconoció en el juicio que se habían "peleado", aunque él no presentaba ninguna lesión cuando llegó la Policía.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión