Despliega el menú
Zaragoza

José Manuel Aranda: "Calatayud precisa el apoyo de otras instituciones"

Es médico de profesión y natural de Calatayud, ciudad de la que es alcalde por el Partido Popular desde el año 2011.

El alcalde de Calatayud, en la puerta del Ayuntamiento, en la plaza de Joaquín Costa.
José Manuel Aranda: "Calatayud precisa el apoyo de otras instituciones"
Macipe

¿Cómo definiría la situación actual de la ciudad?

Empiezo a ver el futuro con cierto optimismo después de unos años complicados. Como en España y Aragón, la situación económica municipal que encontramos en 2011 era difícil, y se agravó en 2013, con la desaparición de Kimberly Clark. Hubo que cambiar las prioridades y buscar nuevos proyectos. En la actualidad, aunque hay visiones negativas, se empieza a vislumbrar una situación diferente.

¿Qué razones objetivas hay para ser optimista?

Hablo a diario con muchas personas y es verdad que hay comercios cerrados, un número importante de desempleados, los trabajos deberían ser de mejor calidad y cualificación, pero nos situamos en la misma dinámica que el resto de Aragón. Los datos interanuales del paro muestran que estamos mejorando. Aunque tenemos una excelente situación estratégica, hemos tenido que aplicar incentivos para facilitar la implantación de empresas. Hace un tiempo era complicado porque no teníamos el apoyo de otras Administraciones para facilitar el desarrollo de suelo industrial. Ahora la situación es diferente, tenemos el ofrecimiento del Sepes si planteamos un proyecto empresarial con diseño y urbanización a medida.

¿Qué le han expuesto a la Sociedad Pública Empresarial del Suelo (Sepes), que depende de Fomento?

Mañana en junta de gobierno local se aprobará la compra de 14.000 metros cuadrados de suelo industrial. Solo queda una parcela del Sepes que obliga a un desmontaje en roca pura, así que les propusimos desarrollar la ampliación del polígono La Charluca.

¿Hay un proyecto entonces?

Tenemos una negociación en marcha para trabajar en esos 14.000 metros, que podrían ser 25.000 con zonas verdes. A partir de ahí se podría urbanizar a la carta dependiendo de las necesidades. Hemos trasmitido a Aragón Exterior y a plataformas logísticas que podemos disponer de unos 200.000 metros con rapidez, algo imposible hace unos años. El terreno es municipal.

¿Es acorde el esfuerzo económico realizado hasta ahora por el Ayuntamiento para crear empleo con los resultados?

Hay proyectos que han salido bien y serán emblemáticos, otros se han quedado en el camino. Pero en países que nos llevan mucho adelanto en lo empresarial, no lo ven como un fracaso, sino como una segunda oportunidad. No me siento satisfecho, pero cada puesto que se crea, cada proyecto que sale adelante, es un acicate, porque ha sido una crisis muy larga.

¿Cómo es la relación con los aragonesistas?

Excelente y muy fluida. La apuesta por las áreas que llevan es tremendamente generosa, pero hay cosas que requieren tiempo y esfuerzo. No es fácil de digerir 1,2 millones menos de presupuesto, y hay que seguir procesos de concurrencia competitiva, de transparencia, el alcalde no puede decidir porque sí. Somos un equipo y ese equipo debe ser compacto.

Hasta 2020 se van a invertir casi 8 millones de fondos europeos por la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (Edusi). ¿De dónde va a sacar el Auntamiento el 50% que le corresponde? ¿No han presupuestado nada en 2017?

Hemos pedido a la DPZ su colaboración. Volveré a llamar a la puerta del presidente provincial solicitando ese apoyo, porque supone un desarrollo importante para todo el entorno. Calatayud es la ciudad más grande de la provincia (después de Zaragoza) y no se le ha dado el apoyo presupuestario que necesita. La institución provincial está para repartir y para invertir en proyectos que asienten población. Si lo que importa es vertebrar territorio, hay que ver que los servicios están en las cabeceras de comarca. La DPZ sigue apoyando proyectos como el palacio renacentista de Borja o el convento de Gotor.

Insiste en su queja de que se costean servicios que no solo utilizan los bilbilitanos.

Los municipios pequeños difícilmente pueden asentar población porque hemos cambiado servicios sanitarios y educativos por pabellones y piscinas, y eso es solo para el verano. El resto del año usan los de ciudades más grandes, como Calatayud. Somos receptores de vecinos de esta y de otras comarcas, pero necesitamos un apoyo de otras instituciones. Ofrecemos servicios que son muy gravosos para el Ayuntamiento, pero eso requiere algunas contraprestaciones.

¿Por qué un médico, que sigue ejerciendo como tal, quiso ser alcalde?

La gestión municipal es un cargo público muy sacrificado y de servicio público. Tiene algunos paralelismos con mi profesión. Me ha costado muchísimo trabajo, y no estar con mi familia todo el tiempo que hubiera deseado.

¿Termina su experiencia política con este mandato?

No. No tengo ningún interés en dejarlo en 2019. Si Dios me da salud seguiré, no sé si en este cargo o en otro, pero no me planteo dejarlo, de momento. Otra cosa es que te tomes la vida con más tranquilidad y con otros niveles de exigencia tras experiencias vividas.

Etiquetas
Comentarios