Despliega el menú
Zaragoza

El Teatro Arbolé estrena un Quijote adaptado a niños de más de dos años

La compañía ha utilizado formas y colores básicos y música en directo.

Parte de la representación de 'Mi primer Quijote'.
El Teatro Arbolé estrena un Quijote adaptado a niños de más de dos años
Teatro Arbolé

El Teatro Arbolé pone en escena este sábado y el domingo en Zaragoza 'Mi primer Quijote', una obra adaptada a niños a partir de dos años con la que se clausura el Festival "Una Navidad de Cuento".

Tras el éxito de la producción de 'Don Quijote por La Mancha de Aragón' para el alumnado de Educación Primaria, Teatro Arbolé se ha embarcado en la tarea de producir un espectáculo para los niños a partir de dos años, donde Don Qujiote sea protagonista y empiece a ser conocido, y manoseado como decía Cervantes, por los más pequeños.

Para ello, la compañía utiliza formas y colores básicos y un texto adaptado con el que trata de acercar y hacer más cercanos los personajes del Quijote, con una manipulación a la vista y música en directo que dejan fluir algunos de los episodios más conocidos por los mayores.

En cuanto a la imagen se abunda en el trabajo de síntesis, propio del teatro de títeres, y frecuentado por la compañía en sus últimos montajes.

Los títeres son más juguetes que nunca y los titiriteros los protagonistas de un juego basado en las aventuras de Don Quijote y Sancho, aderezado con la música en directo de una Viola de Gamba (Luis Miguel Sanz Mayo).

En esta versión de 'Mi primer Quijote' Teatro Arbolé mantiene la estructura de la obra, entresacando las partes o aventuras más conocidas como el enfrentamiento con los molinos o con los rebaños de ovejas o el episodio con el Caballero de la Blanca Luna.

Aunque también se hace más hincapié en los personajes que en las situaciones, tomándonos más de una licencia en cuanto al argumento y desarrollo de las mismas.

En esta adaptación se añade un comienzo en el que Don Quijote es armado caballero por los propios titiriteros en un juego de magia y música y un epílogo en el que el caballero vuelve derrotado con la imagen que León Felipe hace en su poema 'Vencidos' y que, a su vez, es el prefacio a su inmortalidad.

En 'Mi primer Quijote' también se intenta hacer una "traducción al español del siglo XXI" aunque se mantiene un cierto vocabulario en desuso y algunas construcciones gramaticales que, aunque actuales, no son demasiado frecuentes, todo ello comprensible por contexto.

El objetivo es buscar una sonoridad diferente del idioma sin llegar a hacerlo incomprensible ni arcaico.

Etiquetas
Comentarios