Despliega el menú
Zaragoza

La Fundación Rey Ardid celebra entre amigos su 25 aniversario

La fiesta se celebró en el Teatro Principal y asistieron más de 800 personas.

El dúo Esparatrapo abrió la gala y la cerró con la interpretación del tema ´El aire de la calle`.
La Fundación Rey Ardid celebra entre amigos su 25 aniversario
Raquel Labodía

La Fundación Rey Ardid celebró ayer como mejor sabe la gala de su 25 aniversario: entre amigos y con ganas de reivindicar su trabajo con orgullo y de forma divertida. Por eso la fiesta se organizó en el Teatro Principal, donde caben muchas personas. Ayer, más de 800 llenaron sus butacas.

A los asistentes no hizo falta explicarles cómo Rey Ardid pone a las personas en el centro de sus actuaciones, integrando a las más vulnerables y generando servicios y entornos que faciliten su autonomía. Un cortometraje del director de cine Javier Macipe contribuyó a plasmarlo visualmente.

Eso sucedió a mitad de la gala. Antes, decenas de amigos de Rey Ardid pasaron por el ´photocall`. Entre otros, el alcalde Pedro Santisteve, los concejales Carlos Pérez y Lola Campos; la consejera María Victoria Broto; Daniel Gimeno, de La Caridad; Javier Iriarte, del Consejo Aragonés de Mayores, y Juan Carlos Castro, de Disminuidos Físicos de Aragón.

Lo que se vio a continuación fue un espectáculo para festejar, recordar, repensar y aunar los esfuerzos e ilusiones que han hecho de la Fundación Rey Ardid lo que es en la actualidad. Esparatrapo rompió el hielo con la música y, seguidamente, se sucedieron las intervenciones de Callejeatro; Caleidoscopio, realizando una actuación de luz oscura, y las interrupciones de Fabiolo con divertidos ´scketches`.

Su puesta en escena se frenó en seco cuando 25 espectadores se levantaron de sus butacas. Trabajadores, usuarios, familiares, voluntarios y el presidente de la fundación, Alfonso Vicente, elevaron sus voces para expresar con una frase lo que para ellos representa Rey Ardid: compromiso, transparencia, solidaridad, diálogo...

Tras su relato se produjo una calurosa ovación que Pepín Banzo transformó de inmediato en magia y humor. El fin de fiesta lo puso Esparatrapo con ´El aire de la calle` y, la despedida, Callejeatro, animando al público a cantar un emocionado cumpleaños feliz.

Etiquetas
Comentarios