Despliega el menú
Zaragoza

El Consorcio de Transportes prevé aumentar un 17,5% el servicio de bus en el área metropolitana

La reordenación de líneas permitirá que 29 municipios tengan hasta el triple de viajes. El déficit solo se incrementará un 0,3% al crearse una red única sin duplicidades.

Viajeros en las dársenas de la estación de autobuses de Zaragoza.
La DGA unificará las líneas de bus rurales y las escolares para mejorar horarios y frecuencias
Aránzazu Navarro

Más viajes de autobús a los pueblos del entorno metropolitano de Zaragoza por casi el mismo coste para las arcas públicas. Este es el principal objetivo que se ha fijado el Consorcio de Transportes en sus directrices de movillidad, en las que defiende una reordenación global que garantiza que 29 municipios y el barrio rural de Villarrapa tengan hasta el triple de frecuencias diarias con la capital. En todos los casos, la oferta mínima será de cinco expediciones por sentido y día.

La fusión de las líneas interurbanas y de los barrios rurales en una red única evitaría las actuales duplicidades, de modo que el servicio se podría incrementar en casi 874.000 kilómetros al año, lo que representa un 17,5% más que en la actualidad, sin que se dispare la factura. Es más, el déficit anual que se reparten las instituciones ronda ahora los 8,77 millones de euros, pero solo deberían asumir unos 230.000 euros adicionales, un 0,3%.

Para hacer realidad sus planes, el Gobierno de Aragón, la Diputación Provincial y los 30 municipios que forman parte del consorcio deberán dar su visto bueno al modelo esta misma semana y garantizar una financiación estable. Además, la DGA y el Ayuntamiento de Zaragoza tendrán que ceder las competencias al Consorcio para acometer esta reordenación.

El Ejecutivo PSOE-CHA está decidido a dar encaje a esta propuesta dentro del nuevo esquema de concesiones de transporte interurbano, que al igual que la del Consorcio se basa en la división del mapa de Aragón por zonas y en la concentración de líneas para mejorar el servicio y hacerlo más sostenible. Los actuales derechos para explotar las líneas de titularidad autonómicas vencen a finales de diciembre de 2017, pero el retraso de la Administración impedirá que el nuevo esquema de transporte se haga realidad antes de 2019.

En el caso del entorno metropolitano, el Consorcio quiere que las líneas de los barrios rurales se fundan con las que dan cobertura a los municipios metropolitanos, dividiendo su explotación en dos únicos sectores. Con este diseño, la entidad considera que se logra aprovechar "las sinergias económicas y operativas" y se consigue un sistema de transportes "más eficiente y mejor dotado".

La mejora no solo supondría una ampliación del número de expediciones respecto a la oferta actual, sino ofrecer unos itinerarios "ágiles y simplificados" y garantizar unos servicios "prioritariamente cadenciados".

Frecuencias de 30 minutos

En los seis corredores viarios que concentran las líneas de bus metropolitanas y de los barrios rurales se plantean mejoras de transporte para sus vecinos. Para buena parte de los municipios se prevé que haya un autobús cada 30 minutos en las horas punta, una frecuencia que se duplicaría en las horas valle en un día laborable tipo. En casos especiales, como son las líneas de Casetas, Venta del Olivar y La Cartuja, se mantienen el mismo elevado número de expediciones, lo que permite ofertar en los dos primeros barrios un autobús cada diez minutos y en el tercero, cada doce minutos.

Las mejoras serán sustanciales para municipios como Épila, Pedrola y La Muela, ya que a los servicios metropolitanos se podrían sumar, además, paradas de líneas interurbanas que pasan por estos municipios. Los trabajadores de la zona industrial de La Cartuja también contarán con 13 expediciones diarias por sentido que ahora pasan de largo.

Una nueva línea transversal

Además, el Consorcio también pretende crear una nueva línea para atender la demanda de movilidad transversal entre municipios, sin tener que hacer transbordo en la capital aragonesa. Con esta intención, habría un recorrido entre Utebo, Casetas, Garrapinillos, Plaza y Cuarte, que generan una media diaria de 13.600 desplazamientos entre sí. La idea es ofertar entre 9 y 12 viajes por sentido en días laborables y aún se debe analizar la oferta en fines de semana y festivos.

Etiquetas
Comentarios