Despliega el menú
Zaragoza

Manifestación vecinal en Oliver contra la inseguridad

?Los vecinos salieron a la calle para reclamar seguridad y convivencia ante el último atraco a una anciana que resultó herida.

Los vecinos se manifestaron por varias calles del barrio hasta el Corredor Verde, donde se leyó un manifiesto.
Los vecinos se manifestaron por varias calles del barrio hasta el Corredor Verde, donde se leyó un manifiesto.
M. M.

Los vecinos del barrio Oliver no dejarán de trabajar por la seguridad y la convivencia en el barrio, y así lo quisieron mostrar este viernes con una concentración. Una nueva agresión que tuvo lugar la pasada semana a una anciana llevó a convocar el pasado miércoles una reunión de urgencia entre representantes de varias instituciones, fuerzas de seguridad y entidades vecinales, y este viernes esta concentración que arrancó en la calle Antonio Leyva, junto al centro cívico, y discurrió por varias calles hasta finalizar en la calle Mari Carmen Soldevila, en el Corredor Verde, donde se leyó un manifiesto.

La última agresión tuvo lugar el viernes pasado, cuando una mujer de 89 años que se dirigía a su domicilio en la calle Obispo Paterno fue abordada para robarle el bolso, que colgaba de la muleta que llevaba, relataron los vecinos. El tirón provocó la caída de la mujer, que fue hospitalizada con un fuerte golpe en la cabeza y llegó a estar en estado grave, informaron fuentes de la Policía Nacional. Por estos hechos se detuvo en un primer momento a una menor de 15 años, y el pasado jueves a otro menor y dos adultos, todos ellos acusados de robo con intimidación, pero finalmente quedaron puestos en libertad con cargos. El caso lo investiga el Grupo de Menores de la Jefatura Superior de Policía de Aragón.

"Hay inquietud", dice Chema Mateo, secretario de la Plataforma Vecinal que se creó el pasado verano a raíz de los primeros ataques a personas mayores del barrio, quienes promovieron la convocatoria de este viernes. Numerosos vecinos se sumaron con pancartas y lemas a un acto en el que se leyó un manifiesto apelando a la seguridad, la convivencia y la educación en Oliver. "Independientemente de las creencias, etnia, color, cultura o agrupación social a la que pertenezcamos, Oliver somos todos", reiteraron.

Desde la plataforma reconocen que la presencia policial en el barrio ha aumentado, "pero la problemática continúa, los vecinos estamos hartos y salimos a la calle para reivindicar nuestros derechos y para proteger nuestros mayores", dijo el representante de la plataforma, constituida ya como asociación vecinal. Si el problema no se resuelve no descartan hacer una convocatoria en la puerta del Ayuntamiento.

A raíz de las agresiones del pasado verano se constituyó la plataforma vecinal, que ya se reunión con responsables municipales, y se inició una serie de reuniones de trabajo para abordar el problema.

Tras esta última agresión, el miércoles pasado se celebró una reunión de urgencia convocada desde la junta de distrito, y además de sus vocales estuvieron presentes miembros de la plataforma vecinal y de la Asociación de Vecinos de Oliver, representantes de la Policía Nacional y Policía Local, del grupo de menores del Gobierno de Aragón y de varias entidades que representan al colectivo gitano. En la reunión se acordó tratar de trabajar en una mayor coordinación entre las instituciones y los profesionales para tener un mejor conocimiento del problema y de la situación de los menores implicados en los hechos, así como tratar de hacer un seguimiento y mediación entre las entidades ciudadanas presentes en el barrio y los implicados.

Etiquetas
Comentarios